El negocio internacional impulsa las ganancias de las grandes constructoras

edificios-nueva-construccion--644x362

La cartera de contratos de las grandes constructoras españolas en el extranjero gana peso cada año, hasta el punto de que gran parte de sus beneficios obtenidos en 2015 tuvieron ese origen. De media, casi ocho de cada 10 euros que ingresaron en sus arcas tuvieron un origen internacional.

OHL

El grupo presidido por Juan Miguel Villar Mir, a la sazón máximo accionista, evitó el riesgo de números rojos que algunos analistas apuntaban y ganó 55,6 millones de euros. Una cifra modesta para el 'top 10' de las principales firmas del sector, si bien mejoró en un 139% el pobre registro de 2014. Más positivo fue el comportamiento de la deuda neta total, que se redujo casi un 29% hasta los 4.007 millones.

Sus ventas, a su vez, aumentaron un 20,2% hasta los 4.369 millones. El negocio de la construcción aportó tres cuartas parte de esos ingresos, con una facturación de 3.248 millones (un 16,5% más). El mejor comportamiento por divisiones se registró en la industria, con un alza del 50% (352 millones), y los servicios, con un 38% más.

Por mercados, Estados Unidos y Canadá aportan uno de cada cuatro euros que factura OHL (23,7% de los ingresos), por encima de España (17,4%), que casi está en los niveles de México (16,9%) pese a que el grupo se ha visto rodeado por la polémica en el país centroamericano en los últimos meses a raíz de las acusaciones vertidas allí sobre su supuesta implicación en un caso de corrupción a políticos a cambio de obras.

FERROVIAL

La compañía encabezada por Rafael del Pino ganó el año pasado 720 millones, un 79% más que el anterior fruto fundamentalmente del buen comportamiento de sus concesiones en aeropuertos y autopistas por todo el mundo gracias al aumento de la demanda turística y de viajeros. Unos y otras aportaron a su caja 399 millones en dividendos, a los que se unen una plusvalía de 30 millones por la venta de la autopista estadounidense Indiana Toll Road.

La cifra de negocio de la empresa mejoró a su vez un 10% hasta los 9.700 millones. El incremento de su facturación internacional fue mayor, del 15%, gracias a la aportación de sus 'joyas de la corona' como el aeródromo británico de Heathrow (Londres) y la autopista canadiense 407 ETR. Como dato también positivo, Ferrovial redujo su deuda neta consolidada un 27% hasta dejarla en 4.542 millones.

ACS

La empresa dirigida por Florentino Pérez, primer accionista con algo más del 12%, fue la más lustrosa en sus ganancias de las tres grandes constructoras que rindieron este jueves cuentas anuales. Sus 725 millones de beneficio, sin embargo, apenas mejoran en un 1,1% la cifra que obtuvo en 2014 al haber sido penalizados sus resultados por la reestructuración interna del grupo, incluida el traspaso de su negocio de energías renovables a una nueva filial cotizada (Saeta), que precisamente redujo un 55% sus réditos el año pasado hasta apenas 16 millones.

Lo peor, no obstante, fue que la facturación del grupo de construcción y servicios tan solo mejoró un exiguo 0,1% hasta quedar en 34.925 millones, de los que el 83% procedieron de sus negocios internacionales. Norteamérica es ya su primer mercado, al aportar casi el 40% de los ingresos. Lo mejor, por el contrario, fue el buen comportamiento de su deuda, tónica general entre sus competidores. Así, logró reducir un 29,5% su pasivo hasta quedar en 2.624 millones.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.