CE alerta de sobreexplotación en Mediterráneo y ve mejoras en aguas ibéricas

La Comisión Europea (CE) alertó hoy de los altos niveles de sobrepesca en el Mediterráneo, con una alta mortalidad de poblaciones como la merluza, el salmonete, el rape negro y la bacaladilla, y señaló mejoras en el mar Ibérico y el golfo de Vizcaya, con un 68 % de desembarcos sostenibles.

Son datos de la comunicación del Ejecutivo comunitario sobre el estado de las aguas que orienta y establece las bases para el próximo reparto de cuotas pesqueras, para 2018, y que evalúa la implementación de la Política Pesquera Común (PPC) por parte de las flotas europeas.

El documento, que será presentado el lunes a los ministros europeos del ramo en el consejo de Agricultura y Pesca, al que acudirán la titular española, Isabel García Tejerina, y la consejera gallega del Mar, Rosa Quintana, informa además sobre los avances logrados para conseguir una pesca sostenible.

El Comité Científico, Técnico y Económico de Pesca (CCTEP) de la CE, observa "avances significativos" en la aplicación de la reforma de 2013 de la PPC, y estima que, de 66 poblaciones evaluadas en el Atlántico Nororiental, 39 fueron explotadas dentro de los límites de Rendimiento Máximo Sostenible (RMS índices de mortalidad por pesca a niveles que permitan la recuperación de las poblaciones).

Esto equivale a un 59 % frente al 52 % del año anterior.

En 2017, los totales admisibles de capturas (TAC) ascendieron a 44, lo que supone un 61 % de todas las capturas en el Atlántico Nororiental, donde la biomasa de la población aumentó un 35 % entre 2003 y 2015.

La CE también observa una mejora de los resultados económicos globales, con un beneficio récord de 770 millones de euros en 2014, un aumento del 50 % con respecto a los 500 millones de euros de 2013.

Señala, además, una mejora del equilibrio entre la capacidad pesquera y las posibilidades de pesca, con una caída del número de buques en un 6 % entre 2007 y 2015, un 14 % la potencia del motor y un 24 % el arqueo.

En cuanto al estado de las pesquerías, observa que el 68 % del total de los desembarques en el mar Ibérico y el golfo de Vizcaya procede de poblaciones gestionadas de manera sostenible, pese a un aumento del TAC de rape en un 54 %.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.