Agricultura y Agrama vuelven a colaborar en mejora genética de ovina manchega

La Consejería de Agricultura y la Asociación Nacional de Criadores de Ganado Ovino Selecto de Raza Manchega (Agrama) han reanudado su colaboración para la mejora genética de la raza ovina manchega mediante los controles genéticos que se realizarán en el Cersyra, en Valdepeñas.

El convenio que ha sido firmado hoy en el Centro de Selección y reproducción Animal (Cersyra), dependiente de la Consejería, por el titular de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo, y el presidente de Agrama, Antonio Martínez Flores, permitirá mejorar la producción de la raza.

El consejero ha destacado la labor que, desde hace años, desempeña Agrama en la mejora genética de la raza ovina manchega y que ha contado con la "colaboración histórica" del Gobierno regional a través del Cersyra, si bien ha recordado que esa colaboración se interrumpió en 2011.

Por ello ha valorado que en el día de hoy se retome ese apoyo, después de que el anterior Gobierno regional abandonara su política de apoyo a la mejora genética de esta raza.

En este sentido, Martínez Arroyo se ha felicitado por volver a colaborar con Agrama y a apostar por los ganaderos que" mantienen vivo el medio rural", y ha considerado que la decisión del anterior Ejecutivo autonómico "fue un gravísimo error que no se puede permitir Castilla-La Mancha".

Hasta ahora, los controles de mejora genética los tenían que realizar los ganaderos a través de empresas privadas de fuera de Castilla-La Mancha, ha explicado el titular de Agricultura quien ha precisado que con el convenio de colaboración se ha "recuperado el papel que nunca debió perder la Administración autonómica".

El programa de mejora genética permitirá seguir avanzando en este campo para que los ganaderos vean "rentable" su apuesta por el ovino manchego, "la raza que mejor representa a Castilla-La Mancha", ha concluido el consejero.

Por otro lado, a preguntas de los periodistas, Martínez Arroyo ha destacado el proyecto de recuperación de oveja manchega negra, una variedad en peligro de extinción, que también desarrolla Agrama a través de una ayuda del Programa de Desarrollo Rural.

El consejero ha opinado que una de las mejores maneras para mantener la raza ovina manchega en general es apostar por el pastoreo, en alusión a la línea específica para fomentar el pastoreo en Castilla-La Mancha que fue aprobada en el último Consejo de Gobierno .

Esta convocatoria permitirá recuperar a los ganaderos que se quedaron fuera de la 2015 por falta de presupuesto, ha precisado Martínez Arroyo, que ha subrayado que "es un compromiso adquirido por el Gobierno regional al inicio de la legislatura para apoyar realmente a los ganaderos que están pastando en el territorio".

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.