Un buque de Estados Unidos desafía a China y se acerca a las islas Spratly

El 'USS Dewey' se ha aproximado a una distancia de 12 millas náuticas (unos 22 kilómetros) al arrecife de Mischief, como parte de una operación naval con la que Estados Unidos pretende garantizar la libertad de navegación en estas aguas, en lo que supone el primer desafío de este tipo a China bajo el Gobierno de Donald Trump.

El portavoz del Ministerio de Defensa de China, Ren Guoqiang, ha indicado que el Gobierno ha protestado a las autoridades estadounidenses por este incidente, subrayando que no contribuye a conservar la paz y estabilidad en el Mar de China Meridional.

Guoqiang ha revelado además que buques chinos hicieron señales de advertencia al 'USS Dewey' por su cercanía a las Spratly. En opinión de Pekín, irrumpió en aguas territoriales chinas que, conforme al Derecho del Mar, están constituidas por las 12 primeras millas náuticas desde la línea costera.

Estados Unidos se ha posicionado junto a las naciones asiáticas en sus críticas a China por construir las Spratly a partir de una serie de montículos que solo afloran a la superficie en marea baja y por utilizar estas islas artificiales como base militar.

La Spratly son un motivo más de tensión entre el régimen chino y los países de la región por el control del Mar de China Meridional, que alberga importantes recursos energéticos y pesqueros y es clave para la navegación internacional en esta parte del mundo.

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.