Reprenden a España por notificar con 12 horas de antelación deportaciones

El Comité para la Prevención de la Tortura (CPT) del Consejo de Europa consideró este jueves «inadecuado» notificar solo 12 horas antes a un inmigrante que va a ser deportado, tal y como sucedió en un vuelo en España, y le instó a hacerlo «con días de antelación».

Este organismo emitió un informe tras haber asistido a uno de los vuelos de deportación de irregulares organizado por España, con participación de Alemania, y coordinado y cofinanciado por la Agencia Europea para la Gestión de la Cooperación Operativa en las Fronteras Exteriores de los Estados miembros de la Unión (Frontex).

Según el CPT, una autoridad judicial ordenó que los deportados recibieran, «al menos doce horas antes», el horario de salida del avión, la ciudad de destino y el número de vuelo. Es el primer informe de un vuelo chárter que examina el CPT desde España con inmigrantes irregulares.

En el vuelo, que despegó el pasado 18 de febrero, viajaron 47 inmigrantes con destino a Bogotá (Colombia) y otros 24 hasta Santo Domingo (República Dominicana).

En su respuesta al informe, el Gobierno español señaló que sería deseable notificarlo con más tiempo, pero «no puede garantizarse por razones relacionadas con la organización de los vuelos o la disponibilidad de los repatriados».

El examen médico, un derecho

El informe recomendó que los deportados tengan acceso a un abogado, a un médico y a informar a una tercera persona en el país de destino.

Según el CPT, en la Oficina Central de Detención de Extranjeros de Aluche (Madrid) «ninguno de los deportados pudo hablar con sus abogados ni recibieron información por escrito sobre su deportación, lo que les generó ansiedad y angustia».

En cambio, en el Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de la misma localidad todos los afectados, excepto uno, recibieron la información por escrito.

España replicó en su respuesta que está «comprometida con el principio y la práctica» del derecho a un abogado, y añade que el examen médico «es un derecho y una obligación».

El informe afirmó que el nivel de cooperación de su delegación con las autoridades españolas y, en particular, con la Policía Nacional, fue «muy bueno», y añadió que los agentes realizaron su labor «profesional y tranquilamente».

La delegación del CPT que viajó en el avión, compuesta por Mark Kelly, Therese Maria Rytter y Hans Wolff, «no observó ni recibió quejas por maltrato a los deportados» por parte de la escolta policial, agregó.

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.