Hillary Clinton alerta de los peligros de Donald Trump por violento

El nominado republicano para las presidenciales de noviembre, Donald Trump, sugirió este martes que los proarmas son los únicos que podrían detener a su rival Hillary Clinton de elegir a jueces «liberales» del Supremo. Estas palabras, ambiguas, clamando por la segunda enmienda de EE.UU. han puesto al magnate en el punto de mira republicano y demócrata, de los analistas que creen que ya no es posible traspasar más líneas rojas.

Clinton no se ha callado ante la enésima provocación de Trump. Su equipo de campaña insiste en que el magnate es un peligro para el país. Hillary, por su parte, ha tuiteado un mensaje parecido desde su cuenta personal. «Quien quiere ser presidente nunca debe incitar a la violencia». Después ha publicado un vídeo de niños escuchando al magnate, en una crítica más sobre el alarmismo que ha provocado el magnate estadounidense.

Trump se descuelga con estas declaraciones en un momento en que su rival ha recobrado su ventaja en las encuestas. Para «The NY Times» y el portal especializado «FiveThirtyEight, Clinton tiene más de un 85% de posibilidades de ganar en noviembre. Una diferencia que ha aumentado hasta treinta puntos en apenas dos semanas, desde que el magnate patinó con la crítica al soldado Khan.

En medio de la polémica suscitada, Trump ha querido aclarar su comentario sobre que Clinton «quiere esencialmente abolir la Segunda Enmienda», el artículo de la Constitución que defiende el derecho a portar armas. «Los medios están desesperados por distraer la atención. ¡Lo que he dicho es que los ciudadanos partidarios de la Segunda Enmienda deben organizarse y votar para salvar a nuestra Constitución!».

Esta no es la primera vez que el magnate hace insinuaciones indirectas sobre sus rivales, que raramente rectifica y que apelan a sentimientos bien asentados en algunas de las facciones más conservadoras de las que se nutre el candidato republicano. Después de estas ofensas, recuerda AFP, Trump ha negado haberlas dicho en hasta nueve ocasiones desde que entró en campaña electoral en junio de 2015.

Entretanto, según un sondeo reciente de Reuters/Ipsos, uno de cada cinco republicanos registrados querría a Trump fuera de la carrera presidencial.

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.