El «violador de la Verneda» sale en libertad «muy arrepentido»

«Estoy muy arrepentido, me ha intentado quitar la vida varias veces, porque no se merece nadie lo que yo hice». Estas han sido las primeras palabras de Gregorio Cano -más conocido como el «violador de la Verneda»- al salir de la prisión Brians 2 de Barcelona esta madrugada. El delincuente sexual ha abandonado la cárcel tras cumplir veinte años de condena por cometer más de 15 agresiones en los años 90.

En declaraciones a la prensa tras salir de prisión, Cano ha lamentado mucho las violaciones que cometió y, con la voz rota, ha pedido perdón a las víctimas a las que hizo «tanto daño». Asimismo, varios medios han asegurado que el violador pidió someterse a la castración química para evitar recaer, tratamiento que no se le facilitó. Sin embargo, los Mossos d'Esquadra sí tienen previsto someter a Cano a una vigilancia «no invasiva» al considerar la administración de justicia que en el tiempo que ha permanecido en la cárcel no se ha rehabilitado.

Pese a ello, Gregorio Cano ha señalado que los programas de rehabilitación de agresores sexuales que existen en los centros penitenciarios «son efectivos si uno quiere; si uno no quiere va a seguir igual, y yo lo he logrado». El violador sale de prisión tras cumplir los 20 años de prisión que la ley prevé como máximo, de los 167 que se les impusieron por las 17 agresiones sexuales de las que se confesó autor, cometidas entre el 23 de febrero de 1997 y el 1 de mayo de 1998 en portales y edificios despoblados de Barcelona, L'Hospitalet de Llobregat y Montcada i Reixac (Barcelona).

Instituciones Penitenciarias comunicó a principios de este mes a la Fiscalía la excarcelación del violador múltiple y alertó de que no se le considera rehabilitado, de acuerdo con los informes de los responsables tratamiento del centro penitenciario en el que ha cumplido su condena. Además de ordenar a la policía catalana su seguimiento, la el Ministerio Público ha requerido a los Mossos d'Esquadra que se pongan en contacto con las víctimas del violador para avisarlas de su excarcelación y ofrecerles protección.

Las víctimas, asustadas

A pesar del arrepentimiento mostrado por Cano, la abogada de las víctimas, María José Varela, aseguró que estas que lo están pasando mal. «Las víctimas están angustiadas. Se han puesto en situación desaparecida total, porque como en tantas ocasiones, vuelven a revivir situaciones de pánico», aseguró la letrada en declaraciones a la emisora RAC-1. Asimismo, Varela lamentó que la mayoría de violadores reincidentes salgan de prisión sin estar rehabilitados. «Una vez han cumplido la condena salen con un informe de Instituciones Penitenciarias que dice que no se han rehabilitado. Nos tenemos que plantear seriamente qué tipo de planes de rehabilitación tenemos por estos delincuentes», agregó.

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.