Correa apunta a Rajoy por los gastos de campaña: «Creo que daba el ok»

El presunto cabecilla de la trama Gürtel, Francisco Correa, ha reabierto esta mañana la ronda de comparecencias en la comisión de investigación de la presunta financiación irregular del PP en el Congreso, insistiendo en descargar todas las culpas en los populares.

El portavoz de Ciudadanos, Toni Cantó, le ha preguntado si el «eslabón podrido» de Génova está infrarrepresentado en el banquillo de acusados del juicio Gürtel y Correa ha asentido. «Puede ser que no estén todos. Al final quien investiga es el Ministerio Fiscal y es el que decide a quien investiga y quien recibe la imputación», ha apuntado. Posteriormente, en contestación al portavoz de Podemos, Txema Guijarro, ha apuntado al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, como responsable último de los gastos de campaña y gastos ordinarios cuando ejercía de secretario general.

«Yo creo que daba el ok, pienso que sí, pero se lo tiene que preguntar a los miembros del partido», ha señalado. También ha dejado caer que, en su opinión, no dejó de trabajar para el PP porque Rajoy se enterara de que intermediaba en la adjudicación de contratos con empresarios sino por «otra» razón que no ha querido desvelar.

El empresario ha contestado a los diputados por videoconferencia ya que desde hace casi un año cumple condena en la prisión madrileña de Valdemoro tras ser condenado a 13 años de cárcel por el caso Fitur. Y ha asegurado que no volvería a trabajar con los populares insistiendo en que la iniciativa de que su empresa facturara a los empresarios partió de ellos.

«Realizamos honradamente un trabajo con un presupuesto y tenemos que cobrar ése trabajo y nos dicen "si queréis cobrar tenéis que facturar a los empresarios"». «En Valencia ha quedado claro cómo pagaban a nuestra empresa», ha subrayado, en referencias a las declaracioes realizadas por los otros diez empresarios.

En este punto, no ha dudado en reafirmar la existencia de todas las presuntas ilegalidades contables del PP afloradas durante el juicio Gürtel. Pero se ha negado a contestar a cualquier pregunta relacionada con su papel de facilitador de contratos públicos a empresarios privados, o el modus operandi que tenía el extesorero popular Luis Bárcenas.

Especialmente tenso ha sido el cara a cara que ha mantenido con el portavoz del PSOE, Artemi Rallo, ya que éste le ha reiterado preguntas a las que Correa ya había contestado en sede judicial y éste se ha negadio a contestar acusando al diputado de estar buscando «publicidad».

Correa se ha negado a contestar la mayoría de las cuestiones que le han planteado los portavoces, escudándose en la existencia de un proceso judicial en curso, al igual que otros comparecientes anteriores. Pero ha emplazado a los diputados a que «cuando todo esto acabe no tendrá ningún inconveniente en estar 28 horas diarias (compareciendo en la comisión), me dan dos coca colas zero y estoy 28 horas».

«Abandonado»

Por parte de Podemos, ha sido Txema Guijarro el encargado de formular cuestiones a Correa. A él le ha confesado que no se siente «mal pagado» por el PP pero sí «un poco abandonado» ya que ha asegurado que no ha tenido «ningún trato ni ninguna relación» con este partido desde que estalló el caso Gürtel.

«Creo que hemos estado trabajando muchos años, desde el 93 hasta el 2004, hemos hecho una excelente labor para el partido. El ahorro era sustancial de 7 u 8 millones por cada mitin de manera que imagínese... cada fin de semana hay un mitin y luego las campañas electorales imagínese el ahorro», se ha lamentado.

Ha denunciado durante su intervención que los empresarios «estamos condenados antes de empezar el juicio» y ha considerado sentir «impotencia» al hablar de este tema En esta línea se ha quejado de que se haya creado una «feria política» y un «circo» en torno al caso, generado por «periódicos y televisiones». «Nosotros los empresarios estamos en medio y nos ha tocado la lotería», se ha quejado.

En esta línea, ha considerado «demostrado» que «es un secreto a voces que los partidos tienen serios problemas de financiación y que esto es un paripé». El presidente de la comisión, Pedro Quevedo, ha intervenido entonces para frenarle advirtiendo que esa generalización es «temeraria» e «injusta».

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.