Arabia Saudí abre el ejército a las mujeres, con permiso de su tutor varón

En línea con los pequeños pasos dados en los últimos meses en favor de los derechos de la mujer, el régimen saudí ha anunciado que las saudíes podrán aspirar a un número limitado de plazas en el ejército. La oferta fue publicada ayer por la Dirección General de Seguridad Pública, y se refiere a un número no determinado de puestos en dependencias militares en cuatro provincias del reino, para tareas en principio ajenas al combate. Las candidatas disponen de solo cuatro días para presentar sus solicitudes, y deben cumplir al menos doce requisitos; entre otros tener residencia en el lugar donde aspiran a trabajar, así como sus «guardianes varones».

El sistema saudí de tutela masculina -que ninguna de las reformas del Príncipe Heredero se ha atrevido a modificar- establece que para trabajar fuera de casa la mujer debe contar con el permiso de un varón de la familia: su marido, su padre, un hermano o un hijo. La autorización masculina es precisa para un gran número de actividades, desde viajar al extranjero, visitar al médico, casarse o ingresar en el hospital. Este mandato legal materializa el principio religioso wahabí de que la libertad de movimientos hace a las mujeres «vulnerables al pecado».

El principio como tal ha sido puesto en entredicho por el Príncipe Heredero y «hombre fuerte» del país, Mohamed bin Salman, al disponer, contra el parecer del clero suní wahabí, que las mujeres puedan conducir a partir del próximo mes de junio. No obstante, tal como denuncian las organizaciones de derechos humanos, el sistema de tutela masculina sigue pesando sobre la mujer aunque ya pueda sentarse al volante, acudir a los campos de fútbol -acompañadas de su tutor- o trabajar en dependencias militares.

Además del permiso del «mahram», los otros requisitos para acceder a las plazas femeninas en el ejército se refieren a la ciudadanía saudí, la edad (entre 25 y 35 años), condiciones mínimas de altura y peso, y título de bachillerato.

La web «Noticias del Golfo», con base en Bahréin, augura el éxito de la convocatoria para lo que parece un número muy limitado de plazas. El pasado mes de enero la Dirección General de Pasaportes de Arabia Saudí anunció su intención de reclutar 140 mujeres para trabajar en su servicio y se vio desbordada con 107.000 solicitudes.

Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.