UGT advierte del agravado proceso de exclusión financiera en Galicia

Representantes del sindicato UGT han ofrecido hoy una rueda de prensa para presentar el informe de exclusión financiera de Galicia 2018, en el que advierten del agravado proceso de exclusión financiera que se ha ido viviendo en esta autonomía a lo largo de los últimos años.

El secretario nacional de Sector financiero, seguros y oficinas de FeSMC-UGT-Galicia, Ángel Iglesias, ha explicado que este tipo de procesos se ven agravados en Galicia "por la propia situación de la población", dispersa y envejecida, que complica su acceso tanto a oficinas físicas como al uso de la banca digital.

Así pues, en el informe queda constatado que los rigores de la crisis económica han agudizado la exclusión financiera en Galicia, que perdió un tercio de sus oficinas bancarias en la última década y que supone que el 40 % de los ayuntamientos gallegos, donde viven 220.000 personas, tengan acceso a una o incluso a ninguna oficina bancaria.

De igual forma, la brecha digital agudiza estos problemas, ya que se dan casos de ?ha denunciado Iglesias- "numerosos ayuntamientos con acceso limitado o insuficiente" a Internet, lo que complica el acceso a más opciones dentro del mercado bancario.

A este respecto, ha señalado como "prioritario articular un plan integral contra la brecha digital" que, en cierta manera, permita revertir también la situación de "oligopolio" que se vive en el mercado financiero gallego, donde cuatro entidades controlan el 90 % del negocio.

De esta situación salen más perjudicados, ha añadido el representante sindical, las clases más desfavorecidas, puesto que la desaparición de oficinas se da en lugares más despoblados y complica el acceso al crédito de particulares coincidiendo con la desaparición de las cajas de ahorro públicas que cumplían este tipo de funciones sociales.

"Se van cerrando oficinas que se consideran poco rentables" en zonas rurales o periféricas, lo que se agrava por el creciente proceso de concentración bancaria que se da en el mercado gallego con la absorción e integración de entidades en otros grupos financieros.

Por su parte, Javier Castro, secretario nacional del Sindicato financiero de la Federación de Servicios, Movilidad y Consumo (FeSMC-UGT-Galicia), ha intervenido para ofrecer otro tipo de datos relacionados con la desaparición de oficinas, donde resultan como más damnificadas las provincias de A Coruña y Ourense.

En total, Galicia perdió cerca de 1.000 oficinas desde el año 2008, lo que sitúa la cantidad total de sucursales en cifras tan bajas que no encuentran parangón hasta el año 1981.

Todo ello, sin que la perspectiva del sector sea que esta tendencia se revierta y en una sociedad profundamente "financiarizada", puesto que se necesita de una cuenta bancaria para poder acceder a cualquier tipo de prestación social.

Desde FeSMC-UGT-Galicia han comunicado también su intención de elaborar un estudio sobre la pérdida de empleos en el sector financiero y de cuáles son las condiciones laborales en el mismo, de modo que se complementen los datos acerca de la exclusión financiera.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.