Empleados que no cobran cumplen dos meses de escraches a constructor zamorano

Extrabajadores de la empresa zamorana de construcción Arcebansa a los que les deben las nóminas de varias mensualidades llevan a cabo desde el pasado mes de septiembre escraches a las puertas de la vivienda familiar del constructor que era el gerente de la empresa.

Los trabajadores han vuelto a convocar para el próximo lunes día 4, con el respaldo de los sindicatos UGT y CCOO, una nueva concentración frente al domicilio del que fue máximo responsable de la constructora hasta que entró en concurso de acreedores, según han informado hoy UGT y CCOO en un comunicado conjunto.

Las movilizaciones, denominadas por los propios sindicatos como "los lunes al sol de los empleados de Arcebansa" se convocan cada lunes a las ocho de la mañana, en algunos casos frente al domicilio del gerente y en otros a las puertas de las instalaciones de la empresa.

Los sindicatos han puesto de relieve que los ánimos entre los extrabajadores están cada vez más bajos, aunque al menos ahora tienen más disponibilidad económica al cobrar desde el pasado mes de octubre la prestación por desempleo.

Los trabajadores pretenden seguir con las movilizaciones hasta que el exgerente "cumpla y pague", aunque la percepción de los trabajadores de que los responsables de la empresa intentar utilizar malas artes contra sus extrabajadores "no ayuda a que el ambiente crispado se relaje".

Los sindicatos se han desvinculado además de las pegatinas aparecidas en las calles y el mobiliario urbano de Zamora en las que se recuerda que el empresario no paga a sus trabajadores.

Aún así, han criticado que algunos ciudadanos se hayan quejado porque esas pegatinas afean la ciudad y aunque han visto "esa pajita" no se han fijado en "las grandes vigas" que suponen las deudas de la empresa con sus trabajadores.

UGT y CCOO han lamentado además que otras empresas del grupo al que pertenece Arcebansa cobren aún de la Administración y accedan en igualdad con otras empresas a concursos públicos cuando Arcebansa no paga a sus trabajadores y quiere licitaciones "generalmente por hacerlo más barato que sus competidores".

La empresa Arcebansa, que en su día fue una de las constructoras más importantes de la provincia de Zamora y llegó a contar con una plantilla de más de doscientos trabajadores, solicitó un concurso de acreedores a mediados de este año, cuando aún contaba con un centenar de empleados.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.