Condenan al Fortuna a un recargo por la enfermedad profesional de un empleado

El Juzgado de lo Social número 1 de San Sebastián ha condenado al Club Deportivo Fortuna a pagar un recargo del 30 % de todas las prestaciones a uno de sus trabajadores que padece una epicondilitis en codo, reconocida como enfermedad profesional, "debido a las condiciones de trabajo" y "a la ausencia de medidas preventivas", según ha dado a conocer hoy CCOO.

Este sindicato recuerda en una nota que el recargo le fue impuesto en su momento al Fortuna por la Seguridad Social, si bien el club recurrió esta decisión a los tribunales que ahora "vuelven a dar la razón al trabajador".

CCOO explica que el afectado causó baja por enfermedad común en marzo de 2014, debido a una epicondilitis en el codo derecho, "como resultado de la continúa manipulación de cargas y las posturas forzadas, especialmente con pistola hidrolimpiadora" que llevaba a cabo.

"Tras más de un año de baja -prosigue el comunicado-, habiendo sido despedido, pendiente de otra intervención quirúrgica y con las prestaciones de desempleo agotadas, CCOO consiguió que se le reconociera una incapacidad permanente total por enfermedad común", aunque más adelante su dolencia fue calificada de "enfermedad profesional".

La central aclara que el Club Fortuna "recogía en su evaluación de riesgos la necesidad de realizar un estudio ergonómico y reconocimientos médicos que permitiesen la detección precoz de dolencias de este tipo", un hecho en el que, según CCOO, "incide" ahora la sentencia del Juzgado de lo Social ya que dicho estudio "no se realizó hasta febrero de 2017".

Asimismo, según este sindicato, en la causa "sólo constan dos certificados de aptitud derivados de reconocimientos médicos en 2009 y 2011 que consideran apto al trabajador", unas circunstancias que conllevan "no sólo la inobservancia de las normas de prevención de seguridad y salud laboral sino la causa de la enfermedad profesional declarada?.

La sentencia también mantiene que la inexistencia del estudio ergonómico "impidió evaluar adecuada y concretamente los riesgos y adoptar tras su identificación las medidas oportunas".

En el comunicado, el responsable de salud laboral de CCOO de Euskadi, Alfonso Ríos, exige a las empresas en general que" no dilaten mediante recursos judiciales el pago de los recargos de prestaciones".

Ríos considera "deplorables" actuaciones como las del Club Deportivo Fortuna, "puesto que la inobservancia de las normas sobre prevención de riesgos laborales ha conllevado que un trabajador enferme y la empresa pretenda eludir sus responsabilidades".

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.