Parlamento griego aprueba una nueva ley para proteger contra los desahucios

El Parlamento griego aprobó este viernes por amplia mayoría la nueva ley de protección contra el desahucio, una piedra clave para reducir la elevada cartera morosa de la banca.

El nuevo marco de protección del desahucio es también una pieza clave en el intento del Gobierno de Alexis Tsipras de recuperar la confianza de los electores, en un momento en que, a dos meses de los comicios europeos, municipales y regionales, todas las encuestas dan una amplia ventaja Nueva Democracia.

La nueva ley era el principal asunto pendiente de la segunda evaluación tras el rescate, y hasta el último minuto el Gobierno ha estado retocándola para satisfacer a los acreedores.

De la aprobación de estos dependerá de si el Eurogrupo que se celebrará el próximo viernes da luz verde a un desembolso de 970 millones de euros.

Se trata de una cuantía que resulta de los intereses generados por los bonos helenos en manos de los bancos centrales nacionales y del Banco Central Europeo (BCE), que pertenecen al Estado, y no de una ayuda económica.

El próximo lunes representantes de las instituciones acreedoras de Grecia llegarán a Atenas para dar un último retoque a los flecos pendientes y para preparar la tercera supervisión reforzada de la era tras el rescate.

El nuevo marco de protección del desahucio aprobado hoy no se corresponde totalmente con el acuerdo alcanzado entre el Ejecutivo y la banca griega en febrero pasado, que no satisfizo a los representantes de las instituciones porque lo consideraban demasiado generoso y caro para el sector bancario.

La ley contempla que para que una hipoteca de una vivienda habitual siga protegida contra el desahucio, su valor catastral no podrá exceder los 250.000 euros.

Las autoridades europeas aceptaron que en el marco de protección entren también viviendas que han sido hipotecadas para préstamos empresariales, siempre y cuando su valor catastral no supere los 175.000 euros.

La protección se limita a personas con un capital en el banco que no supere los 15.000 euros y cuyos ingresos anuales no excedan los 12.500 euros (hasta 36.000 euros anuales en el caso de familias numerosas).

Otra de las claves de la nueva ley es que el Estado podrá subvencionar los tramos mensuales de la hipoteca, para lo que reservará una partida presupuestaria anual de 200 millones de euros.

La Unión de Bancos de Grecia señaló que con esta nueva ley quedarán protegidos del desahucio el 70 % de las hipotecas en mora, con un valor total de 11.000 millones de euros.

Según datos del BCE, el 43,4 % de los créditos bancarios en Grecia están en mora, frente a una media comunitaria del 4,2 %.

Aunque en los últimos tres años hubo una reducción importante de la cartera morosa, en las hipotecas no ha habido progreso.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.