China y EE.UU. animan el parqué neoyorquino

El estado de las relaciones comerciales entre EE.UU. y China ha sido uno de los factores que mayores movimientos ha provocado en Wall Street, y un buen ejemplo de ello ha sido la jornada de hoy, en la que se han registrado sólidas ganancias como resultado de un avance en las negociaciones.

El Dow Jones de Industriales cerró con una subida del 0,82 por ciento, mientras que el S&P 500 y el Nasdaq progresaron un 0,67 y un 0,78 por ciento respectivamente, unas cifras con la que el parqué neoyorquino cerraba un buen primer trimestre de 2019.

Pese a las repentinas subidas y bajadas que se han vivido en Wall Street en 2019, el selectivo S&P 500 conseguía registrar su mejor inicio de año desde 1998 al avanzar un 13,1 por ciento en los primeros tres meses del calendario.

El Dow, por su parte, se apreció un 11,2 por ciento en ese mismo periodo, algo que no sucedía desde 2013, y el Nasdaq ascendió un 16,5 por ciento, el número más alto desde el primer cuarto de 2012.

Hoy, el progreso de las conversaciones entre Pekín y Washington, que se iniciaron hace meses, han marcado el ritmo en Wall Street, y han llevado a los inversores a mostrarse más confiados frente a un clima financiero generalmente pesimista dadas las señales de una ralentización de la economía a nivel global.

La Casa Blanca ha calificado de "francas y constructivas" las conversaciones con el gobierno chino, unas negociaciones que proseguirán la próxima semana en Washington con la visita de una delegación oficial de Pekín.

"Las dos partes continuaron realizando progresos durante las francas y constructivas conversaciones sobre la negociación y sobre los próximos importantes pasos", señaló el gobierno estadounidense en un comunicado.

La nota llega horas después del fin de una nueva ronda de negociaciones que las delegaciones de ambas potencias tildaron igualmente de "constructivas".

Pese a la buena jornada bursátil de hoy, algunos analistas no se mostraban convencidos, y apuntaban que el mercado no ha avanzado todo lo que debería tras las buenas noticias debido a los vaivenes que han vivido estos meses las relaciones entre EE.UU y China.

"La sombra (de las conversaciones) aun afecta al mercado. Se palpa una falta de convicción en relación a cualquier tipo de resultado porque han habido muchas idas y venidas", afirmó el representante de MV Financial, Arian Vojdani.

El analista afirmó que obviamente Wall Street se verá impulsado si las dos economías más grandes del mundo por fin consiguen llegar a un acuerdo, pero opinó que no es posible predecir a estas alturas su ese avance se produciría a largo plazo o no, dado el enfriamiento de la economía global.

"Es difícil llegar a una conclusión, porque aunque se llegue a un acuerdo comercial, se está viendo una ralentización de la economía tanto en China como en Estados Unidos", zanjó.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.