«Jamás metí ningún gasto en Aizoon de nada que me diera la Infanta»

La antigua asistente personal de Iñaki Urdangarín en Aizoon, Julia Cuquerella, ha afirmado en su declaración de este martes, en el juicio del caso Nóos, que a veces ella misma decidía qué gastos debían imputarse a la citada mercantil y cuáles no. Inicialmente, esa decisión la tomaba únicamente Urdangarín, si bien muy poco tiempo después Cuquerella también «discriminaba» sobre ese punto repasando la agenda de Urdangarín. «Era una persona extremadamente confiada», ha dicho la testigo.

Preguntada por la abogada de Manos Limpias, Virginia López Negrete, la testigo ha reiterado que las decisiones de contratación en Aizoon las tomaba Urdangarín. Cuquerella también ha confirmado que hizo algunas pequeñas compras por encargo de Doña Cristina, por ejemplo de bombones o de flores. En una ocasión, el encargo fue para una cena a la que debía asistir «la actual reina» de Holanda. «Jamás metí gastos en Aizoon de nada que me diera la Infanta», ha aclarado a continuación.

A preguntas del fiscal Anticorrupción, Pedro Horrach, Cuquerella había dicho previamente que aquella discriminación con respecto a los gastos que debían imputarse o no a Aizoon la realizaba siguiendo las indicaciones que le había fijado en su momento el marido de Doña Cristina. Cabe recordar que la titularidad de Aizoon era compartida a partes iguales por Urdangarín y por la Infanta.

Cuquerella ha confirmado este martes que disponía de los códigos de las tarjetas visa de Urdangarín, en concreto, de la suya propia personal, la de Aizoon, la de Telefónica y la que compartía con su esposa. En ocasiones, algunos escoltas de Urdangarín o algún empleado del servicio doméstico le entregaban a Cuquerella tíckets de los gastos abonados en efectivo. La propia Cuquerella envió también a veces tíckets de gastos al antiguo contable de Nóos, Marco Antonio Tejeiro, para su cobro.

Por su parte, el excontable entregó en varias ocasiones sobres a Cuquerella en los que había el dinero que se entregaba a algunos colaboradores de Aizoon. Cuquerella ha explicado que depositaba luego dichos sobres en un cajón de las oficinas de Aizoon y que desconocía quién los entregaba posteriormente.










Más información

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.