El coste laboral baja un 4,5 % en La Rioja, hasta 2.191.05 euros al mes

El coste laboral en las empresas riojanas bajó un 4,5 % en el tercer trimestre de 2016 respecto al mismo periodo del año anterior, que fue el mayor porcentaje de descenso de España; y alcanzó los 2.191,05 euros por trabajador y mes y los 18,54 euros por hora efectiva.

Según la Encuesta Trimestral de Coste Laboral (ETCL) publicada hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE), de dicho gasto, el coste salarial -que incluye salario base, complementos, pagos por horas extraordinarias y atrasos en términos brutos-, llegó a 1.603,74 euros de media.

Los costes no salariales en La Rioja se redujeron un 5,3 %, el segundo mayor porcentaje de descenso del conjunto de las comunidades autónomas, tras Andalucía, situándose en 587,31 euros por trabajador y mes.

Respecto a la jornada laboral, la comunidad riojana contabilizó 148,7 horas pactadas por trabajador y mes, 118,2 horas efectivas y 31 horas no trabajadas; así como, en el área de tiempo completo, 162,2 horas pactadas, 132,7 horas efectivas y 36,1 horas no trabajadas.

También detalla que, en tiempo parcial, La Rioja registró 79,6 horas pactadas por trabajador y mes, 67 horas efectivas y 12,7 horas no trabajadas.

En el ámbito nacional, el coste laboral de las empresas bajó el 0,5 % en el tercer trimestre de 2016 respecto al mismo periodo del año anterior, y alcanzó los 2.444,8 euros por trabajador y mes, con lo que agudiza la caída del primer (0,2 %) y segundo trimestre (0,1 %).

De dicho gasto, el coste salarial (que incluye salario base, complementos, pagos por horas extraordinarias y atrasos en términos brutos), llegó a 1.804,01 euros de media.

Los costes no salariales se redujeron un 0,9 %, situándose en 640,79 euros por trabajador y mes, y su principal componente, las cotizaciones obligatorias a la Seguridad Social, decrecieron el 0,3 %.

Las percepciones no salariales bajaron el 5 %, debido a la bajada de las indemnizaciones por despido y otras como las derivadas por fin de contrato o pagos compensatorios, entre otras.

Si se tiene en cuenta el tipo de jornada, la diferencia salarial entre los trabajadores a tiempo completo y parcial fue de 5,46 euros por hora (15,72 euros para tiempo completo, frente a 10,26 para tiempo parcial).

La encuesta del INE subraya que si se excluye el factor variable de los salarios (pagas extraordinarios y atrasos), se obtiene el coste salarial ordinario, que descendió el 0,1 %.

También informa de que el coste laboral por hora no varió respecto al tercer trimestre del año pasado, como consecuencia de la disminución del 0,5 % del número de horas no trabajadas.

Por sectores, el de la construcción, con 2.504,25 euros, fue el que registró el mayor descenso del coste laboral total (1,9 % menos), seguido del sector servicios, con 2.350,25 euros y una bajada del 0,4 %.

La industria, por su parte, se mantuvo igual, con un coste laboral de 2.935,66 euros.

En cuanto a las actividades, el crecimiento del coste laboral fue mayor en industrias extractivas, con una variación anual del 4,5 %; por delante de actividades sanitarias y de servicios sociales (3,1 %); y actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento (2,7 %).

Por el contrario, los mayores descensos se contabilizaron en suministro de energía (7,8 % de caída) y otros servicios (2,7 %).

Durante el tercer trimestre, la jornada semanal media pactada fue de 34,7 horas (considerando conjuntamente el tiempo completo y el parcial), de las que se perdieron unas 7 horas de media semanales, la mayoría por vacaciones y fiestas.

Si se añaden las horas extras y se restan las perdidas, la jornada semanal se redujo a 27,8 horas efectivas de trabajo.

Respecto a las comunidades autónomas, el coste laboral en la Comunidad de Madrid y el País Vasco superó en más de 400 euros a la media nacional.

Atendiendo al crecimiento anual del coste, Comunidad Valenciana, Cantabria, Castilla-La Mancha presentaron las tasas más elevadas, mientras que La Rioja, Aragón y Andalucía registraron los mayores descensos. EFE.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.