Santander y Telefónica decepcionan a los mercados: las cifras que lo explican

Iberdrola es el único que ha logrado convencer de que era capaz de ganar más dinero en un ejercicio en el que ya se ha sentido la desaceleración económica

1

La ralentización de la economía mundial -y de la española en particular- no consiguieron finalmente hacer mella en las bolsas europeas en 2019, pero sí han dejado un rastro negativo en algunas de las grandes empresas del principal índice español, el IBEX 35. Dos de los pesos pesados de nuestro mercado -Telefónica y el Santander- confirmarán dentro de unos meses si la decepción que fue calando sobre sus resultados el año pasado, estaba justificada. Ambos han visto a los analistas ir rebajando las perspectivas de resultados de 2019 a medida que pasaban los meses.

La peor parte es para Telefónica, que ha sufrido un recorte del 20% en las expectativas de resultados para 2019 en doce meses. De acuerdo con Bloomberg, en el estreno del año pasado, el consenso de analistas anticipaba que ganaría 3.727 millones; cifra que se ha reducido hasta los 2.981 millones.

La compañía presidida por José María Álvarez-Pallete ha lanzado en 2019 un plan de transformación; que ha requerido de gastos extra para reducir su plantilla en España y también de desinversiones, que afectarían a sus resultados. Por ejemplo, en el arranque de 2019 se desprendió de tres filiales en Centroamérica.

El Santander también han anunciado ajustes extraordinarios que han repercutido en las reducciones de las estimaciones de resultados. El banco presidido por Ana Botín aprobó su reestructuración de red en España, con un ERE, y también en Polonia y Reino Unido. Asimismo, aplicó un cargo multimillonario para reducir el fondo de comercio de su filial en Reino Unido en el terce. En conjunto, hoy se espera que el Santander haya ganado un 11% menos que cuando comenzó 2019, o 7.723 millones.

BBVA, en el último trimestre del año también ha llevado adelante cargos muy importantes en el valor del fondo de comercio, aunque en el caso de su banco en Estados Unidos. Este golpe (al igual que en la cifra del Santander) podría no estar contemplada todavía en las estimaciones del consenso de Bloomberg, que están muy en línea, apenas un 0,72% por debajo, de las que manejaban cuando empezó el año pasado.

El cambio en el entorno de tipos de interés tampoco ayuda. Los riesgos que ponían en jaque la economía europea en 2019 fueron de menos a más a menos a lo largo del año, lo que provocó que el Banco Central Europeo flexibilizara todavía más la política monetaria. Este escenario, con la sombra del brexit y de la guerra comercial también afecta al negocio de los dos grandes banco españoles, aunque son más resistentes por su exposición internacional.

La resistencia de Iberdrola

Entre los valores que más pesan del IBEX, el único que ha conseguido convencer de que era capaz de ganar en un entorno macroeconómico más complicado ha sido Iberdrola, para quien el consenso mejoró entre enero y diciembre del año pasado más de un 5% su previsiones de beneficio para 2019, hasta los 3.326 millones. En el caso de Inditex las estimaciones se han mantenido estancas respecto a las que existían en enero de 2019.

El éxito de Iberdrola, sin embargo, no arregla el saldo conjunto para los pesos pesados del IBEX, que previsiblemente habrán ganado menos dinero en 2019 de lo que se esperaba en enero del año pasado. En concreto, hoy se anticipa que en la próxima temporada de resultados anuncien resultados conjuntos por 22.233 millones; casi un 7% menos de lo previsto hace justo un año.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.