Noruega acude en ayuda D. Humanos de ONU ante incertidumbre generada por EEUU

Noruega ha acudido en ayuda de la Oficina de Derechos Humanos de la ONU con un compromiso firme de que durante los próximos cuatro años contribuirá con 18 millones de dólares anuales al trabajo de esta entidad, ante la incertidumbre generada por Estados Unidos sobre cual será su financiación para este año.

"El aumento de la contribución noruega es muy valiosa en momentos en que la situación de los derechos humanos en el mundo es desoladora", dijo la portavoz de la entidad, Liz Throssell.

La Oficina de Derechos Humanos de la ONU funciona con un presupuesto bienal que es cubierto en un 60 % por contribuciones voluntarias de los Estados miembros.

Hasta 2017, EEUU ha sido tradicionalmente el mayor donante de este organismo, dedicado a la promoción y protección de los derechos humanos en el mundo, con una contribución anual que se elevó a 20 millones de dólares, seguido de Suecia (16 millones), Noruega (15,5 millones), la Comisión Europea (10 millones) y Holanda (9,8).

"La entidad recibió un total de 142 millones de dólares en contribuciones, lo que fue positivo, pero insuficiente para responder a todos los pedidos de asistencia llegados de los países", explicó Throssell.

Para este año, el objetivo presupuestario son 278 millones de dólares, de los cuales al pasado día 12 se habían recibido compromisos por 142 millones, entre los que no figura ningún aporte de EEUU.

"El Congreso (estadounidense) está discutiendo el nivel de la contribución voluntaria de este país y esperamos tener mayor claridad para finales de marzo", dijo la portavoz.

La Administración del presidente Donald Trump, quien desde su época de candidato manifestó su rechazo al multilateralismo, tomó en su primer año medidas contra el sistema de la ONU, como el retiro de EEUU de la UNESCO, su brazo dedicado a la cultura, y el recorte de su financiación a la agencia para los refugiados palestinos.

El responsable de derechos humanos de la ONU, el alto comisionado Zeid Ra'ad al Hussein, ha criticado severamente el lenguaje de Trump por incitación del odio, así como sus medidas contra los refugiados e inmigrantes.

Actualmente, 63 países contribuyen al presupuesto de esta área de la ONU, como España, que aporta cerca de 1,3 millones de dólares, mientras que grandes economías, como Japón y China, apenas le destinan 109.000 y 100.000 dólares, respectivamente.

Throssell mencionó, que entre las múltiples acciones de esta Oficina en el terreno, el año pasado ayudó a 45.000 víctimas de tortura a obtener una rehabilitación, se supervisó el respeto del debido proceso en 567 juicios en decenas de países y se vigiló el comportamiento de las fuerzas del orden en manifestaciones contra gobiernos.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.