Industria certifica el fin de la moratoria nuclear tras veinte años de pagos

La moratoria nuclear, con la que se compensó la paralización en los años 90 la construcción de tres centrales, ha quedado saldada tras haber desembolsado 5.717 millones de euros durante dos décadas en la factura de la luz.

Según pública hoy el Boletín Oficial del Estado (BOE), el pasado 26 de octubre el importe pendiente de compensación por esta moratoria quedó a cero.

La resolución de Industria publicada hoy detalla las anualidades fijadas como compensación para el año 2015: 27,3 millones para la central de Lemóniz, 24,2 millones para la de Valdecaballeros y 792.553 euros para Trillo II.

Unas cantidades que quedaron saldadas ese 26 de octubre, fecha en la que "el Fondo de Titulización de Activos Resultantes de la Moratoria Nuclear ha saldado todos sus compromisos de pago y cancelado todos sus pasivos".

En esa fecha, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) detalló que había culminado el pago de este concepto con la liquidación de la moratoria, aunque los consumidores dejaron de pagarlo de forma efectiva en agosto.

En línea con la decisión gubernamental adoptada en los años 80, el Gobierno aprobó en 1994 la suspensión de la construcción de tres centrales nucleares -Lemóniz, Valdecaballeros y la unidad dos de Trillo-, lo que derivó en el pago de una compensación a las empresas eléctricas promotoras.

Para ello, se recurrió a unos préstamos que todos los consumidores han pagado en su factura de la luz desde entonces y hasta hoy, de manera que entre el 0,447 % y el 1,72 % del recibo se dedicaba a este fin, detalla hoy la CNMC.

Tal y como se estableció en la normativa, la compensación más cuantiosa fue la de Lemóniz (2.273 millones), seguida de Valdecaballeros (2.044 millones) y la segunda unidad de Trillo (66 millones).

Los 1.300 millones restantes, hasta sumar los 5.717 millones que ha costado la moratoria, corresponden a intereses.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.