29 de Enero, 00:00 am

Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

tras la decisión del banco nacional suizo

¿Qué ocurrirá con las hipotecas en francos suizos?

La entidad rompió el suelo mínimo de cambio con el euro en 1,20 euros

El jueves de la semana pasada, el Banco Central Suizo dinamitó el mercado de divisas al romper el suelo mínimo de un euro 1,20 francos, como respuesta a la constante depreciación de su divisa frente a la moneda única. Así, al mismo tiempo que apreciaba al franco, situaba el interés de los depósitos en el -0,75%.

Según Miguel Ángel Bernal, profesor del Instituto de Estudios Bursátiles (IEB) la decisión del banco central suizo confirma que este jueves el Banco Central Europeo (BCE) lanzará un programa Quantitative Easing (QE) de 500.000 millones de compra en deuda pública, que tendrá lugar a principios de año y, que según él, podría haber otro de 300.000 millones en septiembre si el primero no ha dado los resultados esperados.

Pero al margen de esto, la decisión trastoca a un porcentaje pequeño de familias españolas que firmaron sus hipotecas en francos suizos. Así, los compradores de vivienda que denominaron sus hipotecas en francos suizos pagarán más cuota mensual y deberán más dinero al banco con la decisión del Banco de Suiza de eliminar el tope de 1,2 en la paridad del euro con su moneda, según el Observatorio de la Financiación Familiar de Agencia Negociadora de Productos Bancarios.

"En concreto, para una hipoteca de 150.000 euros a 25 años por la que hasta ayer se pagaba una cuota mensual de 602,3 euros, con el cambio de hoy tendrá que desembolsar 692,64 euros y, además, esos 150.000 euros que se debe al banco habrán pasado a 177.500 euros", según Agencia Negociadora. 

Bernal aclara que los hipotecados ya no pueden hacer nada, que verán como su deuda se incrementará por la apreciación del franco suizo frente al euro. Bernal insiste que pocas familias españolas se verán afectadas, siendo más dramática la situación en países como Polonia, República Checa y otros países del Este. 

De la misma opinión es Estefanía González, portavoz de finanzas personales de Kelisto.es, que aclara que "Si no se ha hecho anteriormente, no. En algunos casos, cuando se ofrecían estas hipotecas, se permitía contratar una parte referenciada al euro o seguros sobre el riesgo de tipo de cambio, pero en muchos casos no se hacía porque su coste podía "engullir" las ventajas que suponía contratar este tipo de hipotecas. Si no se hizo en su día, poco se puede hacer ya. La única solución está en esperar a que el euro se recupere, al menos en cierta medida, y entonces".

Esta medida afecta así a operaciones de préstamos hipotecarias multidivisa, que cobraron especial fuerza en 2006 y 2007 debido a los bajos tipos de interés que se pagaban motivado a la fortaleza del euro respecto de otras divisas, euro/franco y euro/yen. 

Sin embargo, a partir de los años 2009 y 2010, cuando la crisis financiera estalló en la economía europea, la situación empezó a no ser tan favorable para este tipo de préstamos hipotecarios.

Como recuerda González, "las hipotecas multidivisas son préstamos hipotecarios que se contratan en distintas monedas extranjeras que, alrededor de 2004-2005 (con el Euribor en torno al 2% y subiendo) permitía aprovecharse, por un lado, de los bajos tipos de interés en otros países y, por otro, de la debilidad del tipo de cambio con la divisa en la que se contratara".

En el caso del franco suizo, basta conocer un dato para hacernos una idea de lo aparentemente atractivas que podían parecer estas hipotecas: mientras que en 2008 el Euribor llegaba a máximos históricos sobrepasando el 5%, el libor suizo (de referencia para las hipotecas en francos suizos) apenas superaba el 1%.

Uno de los problemas de estas hipotecas es que, cuando uno se hipoteca en otra moneda, su deuda está en esa moneda. Es decir, si me hipoteco en francos suizos, debo francos suizos. Por tanto, una revalorización -como la que ha sucedido ahora- supone un fuerte incremento de la cuota hipotecaria y de la deuda.

publicidad
publicidad