Vocento 15 años 13 de Diciembre, 04:17 am
publicidad

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

mercados

Susto en el Nasdaq: ¿Toma de beneficios...o algo más?

Vuelven a encenderse las alarmas en el sector tecnológico estadounidense, y más en concreto, en el Nasdaq 100, que pierde alrededor del 2,5% desde el pasado 28 de noviembre y ha puesto a los inversores en guardia, firmando varias caídas por encima del 1% y totalmente contra corriente. Aun así, la ganancia anual del selectivo tecnológico estadounidense ronda el 30%, pero muchos expertos se preguntan ya si esto no será el comienzo de una corrección más profunda que pueda lastrar a todo el mercado. 

Lo que ha sucedido es producto de una rotación sectorial inducida por la aprobación de la reforma fiscal en el Senado, circunstancia que hizo a muchos inversores apostar por los sectores a priori más beneficiados, en particular los bancos o las telecomunicaciones, en detrimento precisamente de las tecnológicas. "Detrás de esta rotación desde valores de crecimiento y 'momento' a valores que se han quedado algo rezagados en los últimos meses como los bancos o los de distribución minoristas, estaría el hecho de que la reforma tributaria favorece más a estas últimas empresas que a las primeras", apuntan los analistas de Link Securities. 

Para Sergio Ávila, analista de IG, la causa de las caídas del Nasdaq es la misma, la reforma fiscal de Trump. Según sus propios datos, los bancos pasarán a pagar una tasa impositiva del 29% hasta el 20%, mientras que las telecos verán reducidos sus impuestos del 33,8% también hasta el 20%. En el polo contrario, las tecnológicas pasarán a tributar desde una media del 18% hasta el 20%. En definitiva, una rotación sectorial hacia las compañías más favorecidas por la reforma tributaria. 

También es cierto, como observa Álvaro García-Capelo, analista de XTB, que el Nasdaq se ha revalorizado en el año cerca de un 30%, y esto "es algo que no se ve todos los ejercicios", por lo que ya "toca recoger beneficios". A ello hay que sumar, en su opinión, que el sector tecnológico es de por sí más volátil, y hay otros índices, como el Dow Jones, que no paran de marcar máximos históricos. "Muchos inversores, tras las fuertes alzas de los valores de corte tecnológico, parece que están dispuestos a asegurar parte de sus ganancias dadas las elevadas valoraciones que muchas de estas compañías han alcanzado en bolsa este año", apuntan en este sentido los expertos de Link Securities. 

De cara a los próximos meses, la cuestión pasar por inferir si seguirán la caídas y todo quedará en una sana recogida de beneficios. En opinión de Sergio Ávila, "parece muy probable que haya una corrección a corto plazo", aunque posteriormente, más a largo plazo, podría seguir la escalada alcista. En el fondo, aquí están las empresas de crecimiento, gigantes como Google, Amazon, Apple, Microsoft, Facebook, Netflix o Nvidia, entre otros. 

Además, no solo hay que tener en cuenta que la rotación sectorial inducida por la reforma fiscal perjudica inexorablemente a las tecnológicas. Y es que como expone el analista y gestor de patrimonios Antonio Iruzubieta, "las empresas que tienen dinero en filiales radicadas en paraísos fiscales y cuentas off shore, fuera de EEUU, tendrán una oportunidad 'one time' y facilidades para repatriarlo con una fiscalidad reducida. De hecho, en las negociaciones se decidirá la tasa final impuesta, que se encontrará entre el 10% y el 14% que defienden el Senado y Congreso respectivamente. Precisamente son las empresas tecnológicas y del sector farmacéutico las que más fondos tienen en el extranjero, y las que potencialmente se podrían beneficiar más de la repatriación de los fondos.

publicidad
publicidad
publicidad