Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

análisis en video

Ibex: Una olla a presión

El selectivo español lleva dos semanas confinado en 200 puntos de rango entre los 10.800 y los 11.000 puntos. El soporte de los 10.800 puntos en el IBEX 35 es lo suficientemente fuerte como para asumir los golpes bajos que le está dando uno de sus componentes sesión tras sesión, pero lo cierto es que estamos acudiendo mucho a dicho soporte con el consecuente riesgo de perforación. De hecho, ya lo perdimos dos sesiones antes del vencimiento del pasado mes de mayo al corregir hasta los 10.600 puntos, pero fue rápidamente recuperado. Así que si eliminamos esa incursión por debajo de los 10.800 puntos, podemos decir que el selectivo español lleva más de cuatro semanas cotizando por encima de los 10.800 puntos.

Así están las cosas, las sesiones van pasando y no somos capaces de despegarnos de la zona del soporte de los 10.800 puntos. Podemos achacarlo al desplome del Banco Popular, que no pondera ni un uno por ciento en el IBEX 35 pero que sí que ha contagiado tímidamente al sector bancario en general y eso en un índice con el peso que tiene el selectivo español es mucho decir. Pero si no es por una cosa es por otra y ahora el mercado de valores en Wall Street parece que recoge beneficios tras los recientes máximos históricos de la semana pasada.

Toda seguir vigilando el actual rango, encomendarse a la no pérdida del soporte de los 10.800 puntos y de esa manera evitar una recaída a los 10.600 puntos con el consiguiente riesgo de cierre del hueco de apertura generado en la primera ronda de las elecciones francesas. Mientras que este escenario no vea la luz de la realidad, podemos y debemos seguir esperando la ruptura por la parte superior del rango en los 11.000 puntos y posterior ataque a los máximos del mes de mayo para seguir marcando una pauta de máximos y mínimos crecientes.


Aviso Legal
El presente documento es de carácter meramente informativo y no debe tomarse como un ofrecimiento a operar. Antes de invertir en estos productos, usted debe hacer su propia valoración del riesgo desde un punto de vista legal, fiscal y contable, sin depender exclusivamente de la información que le proporcionamos y consultando, si lo estima necesario, con sus propios asesores en la materia o cualquier otro asesor independiente. No se acepta responsabilidad alguna por las consecuencias financieras o de cualquier otra naturaleza que resulten de la inversión en estos productos. Determinada información contenida en este documento proviene de fuentes externas y por ello no se garantiza la exactitud y exhaustividad de dicha información aunque proviene de fuentes consideradas como fiables. La información de mercado aquí contenida se basa en información constatada en un momento dado y que puede variar con posterioridad a su publicación por lo que rentabilidades pasadas no deben presuponerse como rentabilidades futuras y ni mucho menos como una previsión ni garantía de las mismas.

publicidad
publicidad
publicidad