21 de Enero, 07:53 am

Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Cierre del Ibex

Ibex: Grifols, BES, Argentina, Rusia y Adidas descalabran los mercados

Juan Cruz Peña

Un cúmulo inmenso de circunstancias ha provocado una caída generalizada en las bolsas. El Ibex se ha dejado más del 2% y ha estado a punto de perder los 10.700 puntos.

El Ibex-35 ha cerrado el mes de julio con una pérdida del 1,97%. Así, el selectivo ha terminado en los 10.707 puntos cuando arrancó desde los 10.923. A pesar de que la mayoría de analistas veían hace 30 días el terreno despejado para avanzar hacia los 12.000 puntos, algunos factores inesperados han hecho mella y han alejado de los 11.000 puntos al Ibex, donde llegó a estar a principios de mes. Con esta caída mensual, el selectivo rompe una racha de siete meses al alza.

El rebrote de las tensiones geopolíticas entre Rusia y Occidente después de que se derribara el avión en el este de Ucrania ha neutralizado gran parte de las aspiraciones de la renta variable. Sin embargo, para el caso particular de España, los indicadores económicos estaban dando cierto aliento al interés de los inversores. Además, los resultados empresariales que han mostrado muchas de las grandes empresas españolas apoyaban esa buena dinámica que había tomado el Ibex. Pese a ello, el colofón bajista del mes iba a llegar en la jornada de hoy. El parqué madrileño se ha dejado un 2,1%, que le ha hecho alejarse definitivamente de los 11.000 puntos que ayer llegó a tocar. La sesión de hoy ha sido la más negra desde el 15 de mayo, cuando el Ibex cayó un 2,35%. Los motivos del descalabro de hoy, que no han sido exclusivos en la renta variable española sino que han afectado a todas las grandes bolsas en Europa y Estados Unidos, son muchos y de muy diferente índole. Así es que, sumados todos, las bolsas no han podido resistir.

Lo primero a destacar es la suspensión de cotización que llegaba esta mañana al Banco Espirito Santo. La mayor entidad portuguesa lleva tiempo con problemas. Ayer ya cayó con fuerza y hoy, tras su regreso al mercado, se ha dejado más de un 40%. Esta debacle se ha transmitido a los bancos de otros países como España, donde algunos como BBVA o Banco Popular han caído por encima del 3%.

Otro de los factores bajistas de la jornada procede de Argentina. El propio país ha entrado en 'default' o suspensión de pagos después de que haya expirado el plazo de pago que tenía pendiente con algunos 'fondos buitre' y no haya llegado a un acuerdo con ellos.

Otro aspecto que está sacudiendo a los mercados a la baja son los problemas con Rusia. Más concretamente, los inversores temen posibles efectos negativos en la economía después de las sanciones impuestas por la Unión Europea y Estados Unidos al país liderado por Putin, quien ya ha advertido que tendrán consecuencias, sobre todo en materia energética.

Tampoco algunas noticias empresariales aparecidas en la jornada de hoy invitan al optimismo. Adidas ha declarado un 'profit warning', ha rebajado sus beneficios a 650 millones para todo el año y avisa del riego de problemas con Rusia. En el mismo índice que cotiza la multinacional textil, el Dax, está Lufthansa, otra empresa que recientemente tuvo que rebajar sus previsiones y que ha publicado unos resultados mucho más débiles de lo esperado.

Para colmo de males y de despropósitos, los datos macro de Estados Unidos han estado peor de lo esperado y han hecho que Wall Street se repliegue. La petición de subsidios semanales ha subido más de lo que se esperaba y el PMI de Chicado ha bajado 10 puntos, cuando solo se esperaba que subiera ligeramente. A todo esto hay que añadir que ayer habló la FED y constató la mejoría de la economía americana, por lo que la subida de tipos cada vez parece más factible, otro motivo de venta.

Esto ha llevado a que Wall Street cayera en sus tres principales índices (el Dow Jones, Nasdaq y S&P 500) por encima del 1,2% a la hora de cierre de la bolsa Europea. Por su parte, en el continente, el Dax alemán ha descendido un 1,94%, el Cac40 francés se ha dejado un 1,53%, el FTSE 100 inglés ha retrocedido un 0,64% y el FTSE Mib italiano ha caído un 1,38%.

En el Ibex-35, Grifols ha sido el gran protagonista de la sesión. A pesar de que ha presentado una subida de beneficios para el primer semestre del año, los inversores han castigado su cotización bursátil con un 13,97% de retroceso. Al parecer, los operadores no han visto con buenos ojos sus resultados del departamente de biociencia y eso ha desatado la recogida de beneficios. También han caído con fuerza Sacyr y Jazztel, que pierden alrededor del 5%.

Ninguno de los 35 valores ha conseguido escapar de los retrocesos. Entre las grandes cotizadas, BBVA se ha dejado un 3,11%, el Santander, que ha presentado beneficios por encima de lo esperado, ha caído un 1,99%; Telefónica, que también ha dado sus cuentas y ha estado en menos ganancias que el año pasado, ha retrocedido un 1,17%; Inditex ha descendido un 2,17%; Iberdrola ha bajado un 1,28% y Repsol ha perdido un 1,56%.

En el mercado de deuda, el interés exigido por el bono español a diez años caía a la hora de cierre de las bolsas en Europa y se situaba ligeramente por encima del 2,5%. Por su parte, la prima de riesgo caía hasta los 133 puntos básicos.

En el mercado de divisas, el euro se devaluaba con respecto al dólar justo antes de que terminara el mercado de renta variable europeo y se cambiaba por 1,338 billetes verdes.

publicidad
publicidad