Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Mercados

España, el "bomboncito" de los inversores

JPMorgan publica un informe en el que valora positivamente la situación de España y Portugal, países que "van a comenzar a recoger los frutos del esfuerzo realizado con buenas reformas".

España está en el punto de mira de los inversores. Pero para bien. Tras el respaldo de diferentes casas de análisis y hasta del mismísimo Obama a las reformas realizadas, ahora es JP Morgan quien se une a la ola, con la publicación de un informe en el que valora la favorable situación en la que se encuentran España, Portugal e Irlanda, en contraste con Italia, afectada por la "falta de reformas decisivas para mejorar su pobre competitividad".

"La mejora de los datos macroeconómicos de la zona euro en diciembre sugiere que la región camina cómodamente hacia un crecimiento anualizado del 1%. Pero, como ha sido a menudo el caso en los últimos años, resulta más interesante analizar el comportamiento a nivel nacional que el agregado regional. Básicamente, la periferia en su conjunto va por el camino correcto, mientras que la región se ve lastrada por el bajo rendimiento francés", dice el informe enviado a la prensa, que cita como ejemplo los datos de sentimiento económico publicados la semana pasada.

JP Morgan recuerda en el informe que "este cambio de rumbo en la periferia se está reflejando con fuerza en los mercados financieros, con una bajada del rendimiento de los bonos soberanos, la bolsa fuerte y la buena aceptación de las emisiones de deuda".

Esto le permite concluir que "las condiciones son buenas para que la periferia de la zona euro experimente algo similar a un círculo virtuoso por el cual la mejora de las condiciones financieras proporciona un cierto impulso a la dinámica de la mejora del crecimiento", según el informe.

En todo caso, no todos los países se encuentran en la misma situación para JP Morgan: "Nuestra evaluación de los diferentes países coloca a Irlanda, España y Portugal en una mejor posición. La impresión que tenemos es que las economías que han impulsado reformas estructurales para aumentar la flexibilidad y la competitividad están en condiciones cosechar los beneficios de esos esfuerzos en 2014, un impulso que puede ser de larga duración. Por el contrario, Italia parece estarse beneficiando de factores temporales pero sigue destacando por su falta de reformas decisivas, con el telón de fondo de una fuerte inercia política".

Para justificar estas conclusiones, el informe de JP Morgan analiza diversos factores. En el caso de España, le gusta la recuperación de la demanda interna que reflejan los datos de confianza del consumidor y del sector servicios; así como el reequilibrio de la balanza comercial.

Asimismo, valora positivamente la reforma laboral (si bien opina que es necesario profundizarla para atajar la dualidad del mercado laboral). También cree que las intenciones del Gobierno de rebajar el impuesto de sociedades cuando sea posible revertirá en un incremento del atractivo para la inversión extranjera.

Menos le gusta el efecto de la política fiscal que nuestro país seguirá este 2014, que seguirá siendo "ligeramente contractiva"; y la situación de los bancos.

"Sigue habiendo problemas y esperamos que el sector bancario siga siendo un lastre en 2014. En general, las condiciones de crédito seguirán siendo estrictas en el conjunto de la periferia de la zona euro durante 2014. Si bien, se podría argumentar que el lastre no será más intenso que el último año y que comenzará a desaparecer poco a poco hacia el final de 2014", dice el informe.

Asimismo, JP Morgan señala que "en segundo plano" hay algunos riesgos, como el alto desempleo y el riesgo de descontento social, así como "temas regionales" (en referencia velada a la crisis de Cataluña).

publicidad
publicidad