Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

GANA UN 1,39%, PARA CERRAR EN LOS 9.304,3 PUNTOS

El Ibex-35 recupera los 9.300 puntos en su tercera sesión al alza

Las Bolsas subieron a uno y a otro lado del Atlántico por tercera jornada consecutiva. Pero en el mercado de bonos los mensajes fueron diferentes en Estados Unidos y en Europa.

Tercera sesión de rebote para el selectivo español. El Ibex-35 cerró la jornada con una revalorización del 1,39%, para dar un último cambio en los 9.304,3 puntos. 

El Dax alemán fue el índice más rentable de Europa, con una subida del 1,74%. El Ftse Mib de Milán y el Cac 40 francés tuvieron un resultado prácticamente idéntico al del Ibex-35. El Ftse 100 británico se quedó atrás, con un avance del 0,78%. El peor fue el PSI-20 de Lisboa, que retrocedió un 0,05%. 

El indicador doméstico estuvo durante las primeras horas de negociación prácticamente plano en el entorno de los 9.160 puntos. A partir de las doce de la mañana se decidió claramente por los números verdes. Se estabilizó en los 9.220 puntos entre las doce y media y las tres y media de la tarde. A partir de ese momento, dio un último tirón. Contribuyó a que así fuera el comportamiento de la Bolsa americana. Los índices de Wall Street, al cierre de la sesión europea, avanzaban más de un punto porcentual. 

La nueva apuesta por los activos de riesgo no significaba que las tensiones comerciales hubieran desaparecido. Bien es verdad que para Europa supuso un alivio que Donald Trump retrasara su decisión sobre los aranceles sobre las importaciones automovilísticas ya ayer. Pero la realidad era que seguía habiendo noticias preocupantes sobre la guerra tarifaria. Así, por un lado, la Administración Trump ha anunciado medidas para proteger las redes de telecomunicaciones estadounidenses para evitar que empresas del sector contraten con proveedores extranjeros, una medida que se entiende como una barrera a la china Huawei, un nuevo síntoma de que las relaciones entre las dos superpotencias pueden deteriorarse más. Por otro lado, Walmart ha advertido de que los nuevos aranceles llevarán a un incremento de los precios al consumo, lo que avisa de repercusiones macro en la primera economía del mundo.

En el selectivo español, únicamente cuatro valores cerraron en negativo. Acciona fue el que más cayó, con un descenso del 2,93%. A continuación se colocaron IAG y Mediaset, que bajaron un 1,30% y un 1,0'6%, respectivamente. Cie Automotive, con su recorte del 0,80%, completó la lista de valores en negativo. 

En verde, Ferrovial (por las pujas por su división de servicios), Técnicas Reunidas (que presentaba resultados ayer tras el cierre de la sesión) y CaixaBank encabezaron los ascensos, con ganancias de más de un 3%. Después se colocaron Cellnex, Sabadell, Mapfre, Ence, Amadeus, el Santander y Grifols, con avances de más de un 2%. Bankia y BBVA, por su parte, se anotaron alrededor de un 2%.

Entre los grandes valores, Inditex y Repsol también registraron avances relevantes: se anotaron un 1,66% y un 1,28%, respectivamente. 

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, Deoleo fue el valor más rentable, con una subida del 40%. En rojo, Urbas, con una caída del 4,17%, y Dia, con un recorte de casi un 4%, fueron los peores valores de la jornada.

Más discrepancias en el mercado de deuda

Si las Bolsas europeas y Wall Street subían al unísono, en el mercado de deuda sí había sensibles diferentes a uno y a otro lado del Atlántico. Así, si por un lado la rentabilidad del bono americano a diez años subía desde el 2,37% hasta el 2,40%; el rendimiento del bono alemán se mantenía en el -0,10%; mientras que los intereses de los títulos de la periferia europea se movían a la baja: la rentabilidad del bono español a diez años bajaba del 0,95% hasta el 0,90%. 

En el mercado de divisas, el euro perdía fuerza. La moneda comunitaria retrocedía desde niveles que por la mañana marcaba en el entorno de 1,1220 unidades para colocarse al cierre en 1,1175 unidades, lo que supone un recorte del 0,25%. 

También recortaban las monedas más seguras, el yen japonés y el franco suizo, que en los últimos días han actuado como refugios del dinero más miedoso. 

Esto mismo sucedía con el oro: el precio de la onza retrocedía alrededor de un 0,90%, hasta los 1.285 dólares la onza. 

Por el contrario, el precio del petróleo subía. El barril de Brent, de referencia en Europa, encadenaba su tercera jornada al alza, para colocarse en los 73 dólares. El barril de West Texas, de referencia en Estados Unidos, avanzaba un 2%, hasta los 63,26 dólares. Ello, muy probablemente, por el creciente conflicto entre Estados Unidos e Irán, en que también está involucrado Arabia Saudí.

publicidad
publicidad