Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

GANA UN 0,19%, HASTA LOS 8.698,7 PUNTOS

El Ibex-35 rondó los 8.800 para cerrar por debajo de los 8.700

La sesión fue de más a menos. El selectivo comenzó la jornada atacando los 8.800 puntos, pero en esta cota duró poco. A partir de las once de la mañana se vino abajo y sólo parecía capaz de aguantar en los 8.750 puntos. Pero ni siquiera ese nivel duro. A las doce y media cayó hasta los 8.700 puntos. Y llegó a perderlos en algún momento a partir de las dos y media de la tarde. En ese momento, comenzó a dudar entre los números rojos y los verdes, para terminar el día en los 8.698,7 puntos, lo que supone una subida del 0,19%. El selectivo español rondó los 8.800 puntos para terminar otra vez por debajo de los 8.700. No logra salir del atasco. 

Pero, con todo y con eso, el selectivo español fue el segundo mejor del día, tras el Ftse 100 británico, que se anotó un 0,27%. El peor fue el Ftse Mib de Milán, con un descenso del 1,34%. El Dax alemán, por su parte, perdió un 0,63%. El Cac 40 francés, por su parte, se dejó un 0,34% y el PSI-20 de Lisboa, un 0,13%. 

Si por la mañana comenzó a flaquear el Ibex (y con él, el resto de indicadores del Viejo Continente), fue porque el petróleo hizo lo mismo: de niveles en el entorno de los 49,40 dólares cayó hasta los 48,60 dólares de repente, aunque a continuación se recuperó. 

Si más avanzada la sesión hubo otra recaída fue, quizás, por la batería de datos macroeconómicos conocida en Estados Unidos, que de nuevo fueron mixtos, aunque con sesgo favorable, es decir, parece que se asienta una cierta remontada en el segundo trimestre. Las viviendas nuevas crecieron más de lo esperado, pero los permisos de construcción, menos. Aunque los datos verdaderamente importantes fueron, por un lado, el de inflación, que en tasa mensual en abril subió un 0,4%, por encima del 0,3% esperado y del 0,1% del mes anterior. En tasa interanual, los precios subieron un 1,1%, frente a la inflación subyacente (sin materias primas ni energía), que sigue creciendo por encima del 2%. Por otro lado, fuerte subida de la producción industrial, que creció un 0,7%, por encima del 0,3% estimado por los analistas. El porcentaje de utilización de la capacidad instalada ha subido desde el 74,9% hasta el 75,4%, cuando los analistas esperaban que se situara en el 75%. 

Toda esta batería de datos hace pensar (o temer) que quizás la economía estadounidense está lo suficientemente fuerte como para aguantar una subida de los tipos de interés en junio. O incluso se teme que pueda aconsejar ese endurecimiento monetario. Pero, pese a todo, vimos un reforzamiento del euro con respecto al billete verde: pequeño, en todo caso, de un 0,17%, hasta el nivel de 1,1340 unidades. Además, la rentabilidad del bono americano a diez años bajó desde el 1,76% hasta el 1,74%. No son síntomas de miedo a un endurecimiento monetario. De todas maneras, la curva de tipos del Tesoro americano se aplanó hasta su mayor nivel desde el año 2007, recogiendo el crecimiento de la probabilidad de una subida de los tipos de interés gracias al repunte de la inflación y a las ganancias en producción industrial. Porque, aunque bajó el rendimiento de la deuda a diez años, subió el de los títulos a dos años, que son los más sensibles al riesgo de subida de tipos. 

En el resto del mercado de deuda, más bajadas todavía en otros bonos, como en los españoles: su rendimiento bajó desde el 1,61% hasta el 1,57%. Por eso la prima de riesgo se estrechó desde los 146 hasta los 144 puntos básicos.

IAG lidera las subidas; Gamesa, las caídas

En el selectivo español, IAG encabezó los ascensos, con una revalorización del 1,72%. Ello después de conocerse que Qatar Airways ha incrementado su participación en IAG, hasta alcanzar el 15,01%. La noticia trascendió poco más de diez minutos antes del cierre y se observó claramente su efecto en su cotización. Después, dos de los grandes valores del selectivo: BBVA, que avanzó un 1,32%, mientras que Telefónica subió un 1,15%. Técnicas Reunidas también subió más de un punto porcentual. Abertis ganó casi un 1%. 

En negativo, Gamesa fue el peor, con un recorte del 1,54%. A continuación, Grifols e Iberdrola, con descensos de algo más de un 1%. Dia se colocó después, con un recorte del 0,94%. Entre los grandes, Inditex también cayó del lado de los descensos: se dejó un 0,66%. 

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, Abengoa "B" lideró los ascensos, con una revalorización del 10%, seguida de Lingotes y Baviera, con subidas de más de un 7%. En negativo, Quabit fue el peor, con un recorte del 9,51%. 

publicidad
publicidad