12 de Diciembre, 18:02 pm

Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

aumenta la presión en el momento más decisivo

Citadel le mete más cortos a DIA esperando el fracaso de Fridman

La OPA que ha presentado el fondo Letterone sobre la cadena de supermercados Dia se aproxima a su momento más decisivo, pues será el próximo 23 de abril cuando finalice el periodo de aceptación y el éxito no está ni mucho menos garantizado. El vehículo inversor del empresario ruso Mijail Fridman necesita que al menos el 50% del capital al que va dirigido la oferta acepte el precio de 0,67 euros por acción que ha puesto sobre la mesa, lo que se traduce en que al menos un 35,5% del accionariado tiene que decir que "sí". 

No obstante, la escasa asistencia a la junta de accionistas celebrada a mediados de marzo (donde hubo un quórum del 54%, el más bajo de la historia) permite pensar en que existe un importante riesgo de que la OPA no salga adelante. De ser esto así, si los accionistas no respaldan el plan de Fridman, el magnate ruso no podría controlar el consejo, con lo que tampoco llevaría a cabo la ampliación de capital de 500 millones de euros que necesita la empresa antes del 20 de mayo para esquivar la liquidación. Y el batacazo que se darían las acciones sería muy serio, perdiendo con toda seguridad el suelo de los 0,65 euros que ha venido respetando en el último mes

Es precisamente esta posibilidad de caída la que seduce a los inversores bajistas, los que toman prestados títulos de una compañía con la esperanza de que caigan y recomprarlos más baratos, para así embolsarse el beneficio. Y el último en subirse al carro ha sido el fondo Citadel, que acaba de elevar sus posiciones cortas en un 20%, con lo que ahora tiene 9,8 millones de acciones posicionadas a la baja contra Dia, lo que supone el 1,58% del capital de la cadena. 

Su movimiento es claro, y si ha aumentado justamente ahora la presión bajista sobre Dia, es porque espera que Fridman no saque adelante la ampliación de capital y la cotización se desplome. La situación de la cadena de supermercados es muy complicada. El año pasado arrojó unas pérdidas de 352,6 millones de euros, lo que se tradujo en unos fondos propios negativos de 166,1 millones de euros. Además, debe afrontar para este año 147 millones de euros en vencimientos de deuda bancaria (para finales de mayo) y 306 millones en vencimientos de bonos (el próximo 20 de julio). 

Con estas cifras, además, tiene "un modelo de negocio que ha resultado en sostenidas caídas de ingresos y márgenes, pérdida de cuota de mercado y generación de caja negativa", dicen los analistas de Bankinter. Igualmente, y aun cuando el triunfo de Letterone es el primer paso para que llegue la ampliación de capital de 500 millones, "resultará en una dilución muy significativa de los actuales accionistas y en ningún caso garantiza que el Plan de Transformación a implementar tenga éxito a medio plazo", explican los mismos expertos. 

Citadel es un viejo conocido entre los fondos bajistas de la bolsa española y un experto consumado en operar a la baja con Dia. Con el movimiento que acaba de desvelar, se convierte en el mayor inversor bajista ahora mismo, por delante de Sand Grove Capital Management, que tiene posicionadas en corto 6,03 millones de acciones, o el 0,97% del capital de Dia. A más distancia, pero posicionados también a la baja, están los fondos PDT Partners, con un 0,57% en corto, y Maverick Capital, con un 0,51%.

publicidad
publicidad