21 de Marzo, 21:38 pm

Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

CAT-ÉLITE TAXI

Élite Taxi Barcelona se profesionaliza y aspira a ser 'lobby' en Europa

Agencia EFE

Élite Taxi, la organización que ha liderado la lucha contra Uber y Cabify en Barcelona, ha decidido profesionalizarse y comenzar a cobrar una cuota a sus asociados, a la vez que planea abrir una oficina en Bruselas para ejercer de 'lobby' en Europa con el asesoramiento de expertos de varios ámbitos.

Tito Álvarez es el portavoz y la cara visible de esta asociación profesional, que nació en 2014 en la capital catalana y que se ha convertido en la primera organización del sector en Cataluña, con más de 2.300 asociados, principalmente en Barcelona.

Élite Taxi, además, se ha extendido a más de una decena de ciudades españolas y a otras tantas del extranjero, como París, Marsella, Roma, Nápoles, Bruselas, Buenos Aires o Sao Paulo, con una organización autónoma en cada una de ellas.

En Barcelona, quince personas están actualmente al frente de la entidad de forma "totalmente desinteresada", pese a las horas de dedicación que requiere esta responsabilidad, ha explicado Tito Álvarez en una entrevista con Efe.

Con el fin de hacer Élite Barcelona "sostenible en el tiempo" y capaz de afrontar con posibilidades de éxito los nuevos retos del sector, sus impulsores han decidido "profesionalizar" la organización, que a partir de ahora se financiará con cuotas de socios.

"Llega un momento en que la situación se hace insostenible y hay que dar el salto para ir a por todas", ha explicado Álvarez, que trabaja desde hace cinco años como asalariado en el taxi, ya que no tiene licencia, y dedica al menos cuatro horas al día a cuestiones vinculadas con Élite Barcelona, con la merma económica que ello le comporta.

El objetivo es que a partir de abril los taxistas asociados a Élite comiencen a pagar una cuota de 30 euros al mes: "Es lo que cuesta una carrera al aeropuerto", apunta Álvarez, que señala que el dinero recaudado servirá para sufragar las actuaciones que impulse la organización y compensar las horas que los dirigentes dediquen a acción sindical.

Élite Barcelona, que a partir de ahora pasará a llamarse Élite Taxi Cataluña, tiene previsto también contratar a expertos de reconocido prestigio que les asesoren en los ámbitos jurídico, económico y tecnológico.

"Queremos jugar la Champions y para ello necesitamos a gente de primer nivel", resalta el líder de los taxistas.

Uno de estos profesionales será el exjuez Elpidio Silva, quien ya ha representado a Élite en la batalla legal abierta por el sector del taxi contra plataformas como Uber y Cabify.

Tito Álvarez subraya, en este sentido, que sin la ayuda del exjuez el taxi catalán no dispondría hoy en día de un decreto ley que restringe la actividad de los VTC. "En el futuro queremos seguir trabajando a su lado, porque pensamos que tiene mucho que seguir aportando", destaca.

Este pequeño grupo de expertos -los otros nombres se anunciarán en los próximos días- se encargará de elaborar informes, representar al taxi en reuniones con administraciones, participar en conferencias o defender los intereses del sector en Europa.

Y es que Élite se plantea abrir una oficina en Bruselas (Bélgica) que represente los intereses de los taxistas de toda Europa y que, con la ayuda de estos expertos, ejerza de "lobby" ante instituciones como la Comisión Europea o la Eurocámara.

"El dinero de la organización va a servir para tener a profesionales que nos defiendan y que sepan de lo que hablan", ha dicho Álvarez.

Otro de los proyectos en los que trabaja ahora Élite Barcelona es en la creación de una aplicación para móviles que permita a personas en situación de vulnerabilidad económica acceder al servicio de taxi a un precio más asequible.

"Queremos demostrar a la sociedad que lo que no consiguen hacer los políticos lo va a lograr el taxi", ha indicado Álvarez, que ha pedido, para que el proyecto salga adelante, la implicación de las administraciones y también de al menos 2.000 taxistas.

.