21 de Septiembre, 12:41 pm
publicidad

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

ideas de inversión

Inditex: ¿se ha puesto a tiro tras su mayor caída en nueve años?

La tormenta perfecta sacudió a Inditex el pasado viernes, cuando la multinacional gallega sufrió un desplome del 7 por ciento y se fue al filo de los 25 euros por acción, niveles que no tocaba desde enero de 2015. En un movimiento extraño, y sobre el que la CNMV no ha pedido más explicaciones, Inditex reaccionó a una rebaja de precio de JP Morgan avanzando a los analistas las «guías» de lo que serán los resultados que presentará el próximo 14 de marzo, y éstos, con los números en la mano, hicieron sus cálculos y decidieron recomendar las ventas. Fue la gota que colmó el vaso, porque lo cierto es que el valor ya estaba cotizando a unos múltiplos muy exigentes y lejos de los 36,66 euros que alcanzó a principios de junio del año pasado. Ahora, la pelota está en el tejado de los inversores, que deben decidir si merece la pena entrar en Inditex a estos precios o quedarse al margen de un valor que todavía podría ir más abajo. (Te interesa: ¿Hay brotes verdes en Inditex tras el descosido en bolsa?)

«Inditex nos comunicó el viernes que los resultados del cuarto trimestre de 2017 estarían por debajo de nuestras estimaciones», explica Iván San Félix, analista de Renta 4 Banco y uno de los expertos que ha estado en contacto estos días con la multinacional gallega. El problema ha venido en la segunda mitad del trimestre, donde el ritmo de crecimiento de las ventas se habría ralentizado, impactado además por la «persistente apreciación del euro», indica San Félix. Gonzalo Sanz, analista de Mirabaud Securities, también piensa que las ventas «bajaron significativamente» en el cuarto trimestre. En diciembre, Inditex adelantó que sus ventas en tiendas físicas y online a tipos de cambio constantes subieron el 13 por ciento entre el 1 de noviembre al 11 de diciembre. Pero ahora, Sanz y San Félix calculan que las ventas del cuarto trimestre habrían aumentado tan solo un 6 por ciento, lo que indica que en Navidad y enero fue sensiblemente inferior respecto al arranque del trimestre. 

Otra sorpresa desagradable que se llevaron los analistas llegó a la hora de revisar el margen bruto, que es el beneficio que se obtiene por cada prenda vendida, descontados los costes. «También quedará por debajo de lo esperado y hemos tenido que ajustarlo hasta el 53,7 por ciento», dice el experto de Renta 4. De confirmarse este cálculo, será el menor margen bruto de Inditex desde 2003 y quedará lejos del 56 por ciento registrado de media en los últimos diez años. Y aunque un margen del 53 por ciento «es impresionante», dice Sanz, este experto destaca otro hecho más inquietante: la tendencia decreciente. Y es que en 16 de los 24 últimos trimestres, el margen bruto se ha movido a la baja. Con menos ventas, menos márgenes y un efecto divisa adverso, los analistas calculan que el resultado bruto de explotación (Ebitda) tendrá un crecimiento nulo en el trimestre, «lo que sería el tercer trimestre seguido sin un crecimiento relevante en el Ebitda». 

Con todos estos elementos, los analistas hicieron unas previsiones sombrías que terminaron por acelerar las ventas, aunque el miedo del mercado va por otros derroteros. Los resultados, aunque penalizados por el efecto divisa, «reflejan una desaceleración de las ventas y un cierto deterioro de márgenes que, en un entorno muy competitivo de mercado, parece estar convirtiéndose en tendencia estructural», avisan en Bankinter. Para Gonzalo Sanz, las dudas siguen vivas y es muy difícil decir si esto se debe a factores circunstanciales o estructurales. En opinión de Carlos Farrás, director de DPM Finanzas, es «demasiado precipitado» pensar que Inditex tiene un problema estructural, aunque sí considera «importante empezar a gestionar las perspectivas futuras, porque las compañías no crecen de forma infinita y el mercado tiene que empezar a descontarlo».

¿Precio atractivo?

La cuestión ahora es si merece la pena entrar en el valor. «La veo interesante a estos precios y tiene un buen recorrido», dice Álvaro Blasco, gestor de ATL Capital. Este experto ve dificil que vuelva a 36 euros, pero sí factible que recupere los 28 euros. «Es un buen momento para entrar, pero con cautela», apunta San Félix. En su opinión, el entorno macro «sigue siendo muy favorable en la mayoría de mercados» e Inditex sigue teniendo buenas perspectivas de crecimiento. Por el contrario, Sanz recomienda 'vender' y no prevé cambios sustanciales en los próximos trimestres. En este sentido, Farrás apunta que, a largo plazo, esperaría a que «las expectativas de beneficios futuros se reduzcan para entrar en el valor con mayor potencial y seguridad».

Suelo temporal

El castigo que ha recibido Inditex llevó su cotización al filo de los 25 euros, donde había algunas opciones de formar un suelo temporal, pero no ha podido mantener estos niveles. Entre 25 y 26 euros había una zona de soporte constituida por los mínimos de 2015, que coincide con el 38 por ciento de corrección a la subida iniciada en 2009. Por el contrario, al perder en cierre semanal los mínimos que hizo la semana pasada en 24,75 euros, «podría irse más abajo», dice Josep Codina, analista de INVERSIÓN. En opinión de José Luis Herrera, de CMC Markets, podría tener un rebote puntual, aunque la debilidad es grande y todo apunta que la cotización todavía no ha hecho suelo, por lo que podría ir a buscar niveles de entre 23-21,5 euros. Además, como recuerda Roberto Berzal, de Orey iTrade, el título cotiza por debajo de sus medias de largo plazo (100 y 200 sesiones), lo que no invita a ser optimistas. al perder los 25 euros, este experto considera que podría dirigirse a los 23,9 euros.

publicidad
publicidad