28 de Enero, 23:39 pm

Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Extiende la fecha tope para recibir ofertas al 30 de junio

Banco Popular: Saracho se plantea la venta a 0,55 euros por acción

María Jesús Pérez / Moncho Veloso

La venta del Popular a un precio atractivo para sus actuales accionistas se complica. Las mayores necesidades de saneamientos y los posibles litigios a los que se enfrenta ha hecho que las entidades interesadas en absorberlo, como ya informó ABC, solo se planteen su adquisición a precio de derribo, muy por debajo de los 1,2 euros que la dirección del grupo pretendía obtener. Ahora, el temor a que la venta quede desierta, como se rumorea en el mercado, ha reducido aún más esa expectativa de precio, hasta el punto de que la entidad, según fuentes conocedoras del proceso, se plantee ya su enajenación a unos 0,55 euros por acción. Y todas estas noticias están haciendo mella en la acción: hoy ha comenzado a cotizar con un desplome del 8,37% hasta 0,55 euros.

Ese precio por título supondría otorgar un valor al conjunto del Popular de 2.308 millones de euros, lejos de su nivel de fondos propios, de 11.000 millones. A ese precio el comprador generaría un fondo de comercio negativo de unos 9.000 millones y que serviría para elevar las provisiones.

Con una oferta tan a la baja, los interesados en comprar el Popular, entre ellos el Santander, BBVA y Bankia, compensarían la negativa del Gobierno a conceder garantías económicas al comprador por los posibles quebrantos que asuma al absorber el sexto banco del país. Nadie en el sector contempla ya esta posibilidad.

Por eso los analistas sitúan también la puja en unos 0,55 euros. Ayer las acciones cerraron ligeramente por encima de ese valor, en 0,61 euros. Los títulos sufrieron una caída del 6,3% después de que Reuters, citando un alto cargo comunitario, publicase que Elke König, presidenta de la Autoridad Europea de Resolución Bancaria, mantiene en vigilancia al Popular y no descarta su intervención si la fusión falla.

«La Junta de Resolución Única (SRB) vigila a todos los bancos para mantener la estabilidad financiera, pero no hace comentarios sobre los problemas de bancos específicos. No se confirman las interpretaciones sobre presuntas declaraciones hechas por König. La Junta nunca hace advertencias sobre bancos; preparar los planes de resolución es nuestra tarea habitual y cotidiana», desmintió el supervisor.

Lea el resto de la noticia en abc.es

publicidad
publicidad