Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Ideas de inversión

Entrar en una Pescanova que se dispara el 24%: ¿Locura o jugada maestra?

Finanzas.com

Pescanova es ahora mismo un valor al rojo vivo. Hoy sube un 24%, pero aún pierde más del 50% desde el preconcurso. ¿Locura o jugada maestra?

Las acciones de Pescanova se disparan más de un 24% y se intercambian a un precio de 7,82 euros. Con todo, aún retroceden un 55% desde que la firma presentó hace unos días el preconcurso de acreedores. La firma, que con un pasivo de 1.500 millones, debía afrontar este año el vencimiento de deuda por un importe de 203,36 millones de euros (con entidades de crédito, obligaciones y deudas no comerciales), se encuentra inmersa en la renegociación de su deuda con las entidades acreedoras para encontrar una solución.

En estas circunstancias es cuando las posibilidades de un beneficio rápido se multiplican para los fieles del trading intradía, debido a la fuerte volatilidad del valor. Pero mirando a un plazo más largo, lo cierto es la que bajada es muy fuerte, demasiado golosa para una acción que hasta el jueves mantenía unas excelentes perspectivas de negocio. ¿Es una locura o una buena oportunidad entrar ahora en Pescanova? ¿Estamos ante un chollo del mercado?

Para responder a esta cuestión, el analista independiente Alberto Roldán desarrolla en su blog de 'La bolsa española para el inversor inteligente' una interesante explicación. En primer lugar, sostiene que "todo lo que se sabía de Pescanova es que mantenía un excelente negocio, producto de una expansión programada desde hace años en la búsqueda de nuevas líneas de producción, que le ayudasen a conservar su importante cuota mundial pesquera y sus márgenes. Por el contrario, esa expansión se estaba financiando con una porción de deuda creciente".

Y esa es la cuestión espinosa, la deuda, que a diciembre del año pasado supone multiplicar casi por 5 la registrada en la última década, aunque bien es cierto que su beneficio operativo se ha multiplicado por tres en estas fechas. Así las cosas, Roldán se pregunta si Pescanova está demasiado "apalancada". Su primera conclusión es que la proporción de deuda neta sobre 'equity' se mantiene en el promedio de la última década, por lo que tampoco cabe pensar en un endeudamiento apocalíptico.

Al margen de su política de comunicación con los gestores, que cuestiona este experto, la pregunta relevante es si estamos ante una oportunidad de entrada. "Lo primero que conviene tener absolutamente claro es que la declaración de preconcurso de acreedores no afecta al negocio. Los fundamentales de su actividad siguen intactos y Pescanova puede alardear se seguir manteniendo un envidiable negocio", reflexiona Alberto Roldán. Se espera igualmente un margen estable y un Ebitda que roce los 200 millones.

El experto cita diferentes ratios del negocio entre los cuales cabe destacar la generación de caja. "Estamos hablando de una empresa que podría estar generando al año unos 100 millones de euros de cash flow libre, lo cual a los precios de hoy supone una yield de nada menos que del 60%", explica. Su rentabilidad por dividendo supera el 7% a estos precios. El problema en todo caso es la deuda. "En condiciones normales la refinanciación no habría sido un problema", apunta. Pero en todo caso, Roldán confía en que la refinanciación de la deuda llegue a buen puerto y concluye que la oportunidad está ahí para "entrar a unos precios irrisorios en un buen negocio con una alta defensa en su cuota, un crecimiento que aporta visibilidad y unos márgenes parece que bastante defendibles".

Dos escenarios

Por otro lado, los economistas de Sabadell han realizado un ejercicio de valoración en Pescanova considerando dos posibles escenarios.

Por un lado, el escenario drástico, que parte del activo fijo de 1.124 millones de euros y resta la deuda financiera bruta a nueve meses (939 millones). Dejando fuera la caja de la ampliación de capital de julio y asumiendo clientes cero, los analistas obtienen un valor suelo para la firma de congelados de 6,4 euros por acción.

Y por otro lado está el escenario de depreciación de activos asociados al salmón. En este caso, estiman para el salmón un activo de 250-300 millones y unos inventarios de 300 millones. Y obtienen un valor de los fondos propios de 9,8 euros por acción.

En esta firma tienen a Pescanova en revisión. Pero reconocen que si hay alguna razón para vender a estos precios esta pasaría por asumir que la sociedad tiene un problema mayor "aparte de lo que intuimos, que es la falta de liquidez", además de la escasa información que está perjudicando a los accionistas minoritarios.

publicidad
publicidad
publicidad