Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

NAV-EMPRENDEDORES TRUEQUE

Dos profesionales ofrecen sus diseños para web a cambio de trueque

Noticias EFE

Dos profesionales han puesto en marcha en Navarra un negocio de diseño para páginas web o tiendas online dirigido a otros profesionales y pequeños comerciantes en el que los clientes no nocesitan dinero, funciona el trueque.

"Págame sin dinero" (www.pagame-sin-dinero.es) es el lema que han elegido para su iniciativa, que aseguran sale a sus clientes más barata que si pagaran los servicios con dinero e incluso en algunos casos sin más coste que su propio tiempo.

Así por ejemplo, un veterinario puede encargar una web a estos diseñadores a cambio de pasar consulta a su mascota de vez en cuando, mientras que otros pueden abonar sus servicios con pasteles, zapatos, un corte de pelo o noches de hotel.

"Todos ganamos", comentan, y precisan que intercambian "prácticamente todos los bienes de consumo y servicios, y muy especialmente trabajos de gremios, un sector que en Navarra apenas tiene presencia en Internet"

La idea es buscar el máximo beneficio para ambas partes y surgió tomando como referencia otros países, especialmente Francia, en los que, dicen, "el trueque está de moda y funciona activamente".

Finalistas en certámenes de Barcelona y País Vasco por trabajos anteriores, aseguran en su web que las prestaciones que se llevan a cabo "estarán enmarcadas dentro de los trabajos realizados a título de amistad, benevolencia o buena vecindad, excluyendo cualquier tipo de relación laboral entre las partes".

Firmado el "contrato de trueque" una vez concretado el intercambio, el cliente deberá aportar los textos y fotos que aparecerán en la web y estos profesionales asumirán el dominio y alojamiento de la página por ser un servicio a terceros.

Ofrecen desde una tarjeta de presentación virtual sencilla, que en el mercado podría costar unos 150 euros, hasta web a medida del cliente, además de actualizaciones de páginas, catálogos o diseño de logotipos.

El potencial cliente, sabiendo qué quiere, puede mirar en la carta de servicios las diferentes posibilidades, elegir la que le guste o explicar qué necesita y cuánto estaría dispuesto a invertir y a cambio dar a estos profesionales productos o servicios por el mismo valor.

Con este sistema, afirman, sus clientes "salen ganado" porque lo que ellos reciben en trueque sus clientes no lo compran al precio que paga cualquier consumidor y por lo tanto el trabajo contratado es además más barato que si se abonara en dinero.

publicidad
publicidad
publicidad