Vocento 15 años 23 de Octubre, 17:25 pm

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Con un grupo chino

Los Bergé ultiman la venta de Isofotón limpiada de deuda y de empleados

AGUSTÍN MARCO

La compañía de placas solares debe 250 millones

El Grupo Bergé, la mayor compañía de importación de vehículos de España, ultima la venta de Isofotón, su negocio eólico y la primera compañía española de placas solares. Al mismo tiempo, negocia contrarreloj la refinanciación de los 250 millones de deuda que debe a Banco Santander y a un grupo de cajas medianas.

Fernando D´Ornellas, consejero delegado de todo el holding, ha firmado un memorándum de confidencial con un inversor chino que quiere hacerse con una compañía que en los últimos dos años no ha hecho más que darle dolores de cabezas a la familia Bergé. Primero fue el despido del anterior primer ejecutivo, José Luis Manzano, tras 25 años en el cargo; segundo un expediente de regulación de empleo (ERE) sobre el 90% de la plantilla y, tercero, la refinanciación de una deuda que afixia a la filial.

Así lo han confirmado fuentes próximas a las negociaciones, que no han pedido no desvelar el nombre del grupo industrial asiático que quiere comprar Isofotón. Lo que se ha hecho ahora es frmar una carta de confidencialidad para que el interesado pueda tener acceso a las cuentas reales del grupo fotovoltaico.

Una cuentas que están puestas en cuarentena por la propia familia Bergé que despidió al anterior director general por discrepar en cómo llevaba la contabilidad de Isofotón, entre otros aspectos. Las diferencias entre las dos partes han acabado en los tribunales con graves acusaciones de haber manipulado los resultados de la empresa durante años. Por ese motivo, los compradores quieren examinar con lupa los números de Isofotón, muy tocados por el parón del sector.

La filial del Grupo Bergé, creada en 1981, se benefició de la proliferación de huertos solares en España. Sin embargo, la crisis crediticia cerró de repente la financiación con la que se desarrollaban la mayoría de estos proyectos mediante los llamados project finance. Al no haber dinero, las aventuras fotovoltaicas se pararon de repente, un parón que se vio agravado por la brusca rebaja de la prima por la energía solar aprobada por el Gobierno el pasado año y que entró en vigor el 1 de octubre de 2008.

Ante ese parón de la actividad, Isofotón aprobó en enero del actual ejercicio un ERE temporal de 715 personas, el 90% de la plantilla. La mayoría de ellos están en Andalucía, en la provincia de Málaga, lo que ha provocado graves protestas y gran revuelo político, puestos que Isofotón recibió numerosas ayudas de la Junta presidia por Manuel Chaves, según denuncian los sindicatos. De hecho, la empresa pertenecía inicial al Gobierno regional andaluz hasta que fue adquirida por los Bergé en 1999.

Para financiar su crecimiento, la familia vendió en 2007 un 26% del capital a los March por 150 millones de euros. La transacción estaba condicionada a la salida a bolsa de Isofotón en 2008, hecho que no se produjo por la caída de los mercados y tras el desplome de Iberdrola Renovables tras su debú en diciembre de 2007. Otras OPV como las de Renovalia y Eolia también se pararon

Ante esa situación, la familia March obligó a los Bergé a recomprar ese 26% por la misma cantidad más los intereses, lo que terminó de hundir a Isofotón. Ahora, Fernando D´Ornellas quiere alcanzar un acuerdo con los bancos para refinanciar la deuda de 250 millones (400 si se incluye la recompra a los March) y poder vender la filial límpia de polvo y paja.

De esta manera, Grupo Bergé volvería a sus negocios tradicionales, el marítimo y la automoción. Bergé es el mayor distribuidor privado de automóviles de la Península Ibérica y Latinomérica, representando 19 marcas diferentes en distribución y 21 en retail a lo largo de siete países y operando con una red de más de 500 concesionarios independientes (aproximadamente el 40% fuera de España).

Tras varias llamadas telefónicas a lo largo del día con responsables de comunicación del grupo, "Isofotón ha desmentido rotundamente que esté ultimando la venta de la compañía".



 





publicidad
publicidad
publicidad