18 de Noviembre, 19:53 pm
publicidad

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

impuestos

Hacienda mantiene el régimen de módulos por el que pagan unos 400.000 autónomos

J.M.Camarero/E.Martínez

Una de cal y otra de arena. El Gobierno puso este martes sobre la mesa dos medidas de carácter económico para los autónomos que implican mantener el régimen tributario de módulos en sus actuales condiciones; pero a la vez, incrementar la cuota mensual que pagan a la Seguridad Social.

En el campo fiscal, quienes que cumplan los requisitos para acogerse al sistema de tributación por módulos, y así lo deseen, podrán seguir pagando el Impuesto de la Renta (IRPF) el próximo año a través de esta modalidad fiscal, después de que el Ejecutivo haya descartado la idea de restringir su aplicación a un menor número de profesionales por cuenta propia. Así lo anunció la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, quien afirmó que la idea pasa por prorrogar el actual umbral por el que estos contribuyentes pagan al fisco.

En las últimas semanas, la intención de la Administración era la de modificar esos límites, como estaba previsto en la legislación dese hace meses, a partir del 1 de enero. La norma en vigor contempla que desde el próximo año no podrían tributar por módulos los autónomos con rendimientos íntegros de más de 150.000 euros por ejercicio, que facturen a otros profesionales más de 75.000 euros o cuyas compras superen los 150.000 euros. Sin embargo, Montero prevé mantener los límites en sus términos actuales, es decir, que pueden acogerse los profesionales con rendimientos íntegros de hasta 250.000 euros, que facturen a otros profesionales hasta 125.000 euros o cuyas compras no superen los 250.000 euros.

El régimen de módulos es el que permite a este colectivo pagar el IRPF en función de los parámetros que establece la Agencia Tributaria ligados a la actividad que realizan, y no por los ingresos reales que han obtenido en un periodo. Entre esos criterios se encuentran los metros cuadrados del local del negocio que se trate, el número de trabajadores, el consumo de electricidad e incluso algunos como el número de meses, entre otros.

Se trata de un sistema al que aún se encuentran acogidos 400.000 contribuyentes de los 3,2 millones de autónomos que se encuentran dados de alta. Otro millón y medio lo hacen por el método de estimación directa y el resto pagan a través del Impuesto de Sociedades.

La nueva posición del Ejecutivo contrasta con la del director de la Agencia Tributaria quien asegura que los regímenes objetivos de tributación pueden superarse, ya que los sistemas de módulos «han quedado realmente obsoletos» y «plantean tantos problemas de control como los que en teoría deberían resolver». En el libro 'El fraude fiscal en España', analiza datos «reveladores» del INE: sólo un 16,3% de las empresas tiene más de 20 años, mientras que el 20,8% tiene menos de dos. Y sólo el 49% llega a los ocho años, por lo que «cualquier retraso en el inicio de la regularización de la tributación dificultará el éxito de regularización»,

Ante el anuncio realizado por la ministra Montero, la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA) ha celebrado que esos 400.000 autónomos vayan a poder seguir tributando con el sistema de módulos después de que el Gobierno haya decidido no endurecer el umbral de acceso. «El mantener los límites actuales permitirá a muchos autónomos seguir con sus actividades, que de otra manera se verían abocados a echar el cierre», considera el presidente de ATA, Lorenzo Amor.

El 70% no puede pagar más

Sin embargo, el propio Amor rechazó este mismo martes la propuesta de la que les informó el Ministerio de Trabajo en la reunión mantenida por la tarde para negociar el régimen de cotización. El presidente de ATA reveló que el Ejecutivo quiere una subida de cotizaciones en la bases mínima de 21 euros al mes, de 278 a 299 euros. Esto es, 260 euros al año en 2019. «Ni aceptamos la propuesta de hace dos semanas que era prácticamente el doble,ni está tampoco», indicó Amor justificando que el 70% de estos profesionales «no puede pagar más de lo que paga y ATA no va a permitir que los asfixien». La anterior propuesta suponía un incremento de hasta el 50% en esa cuota con respecto a la mínima que abonan actualmente.

publicidad
publicidad