Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

campaña renta 2012

Renta 2012: ¿Por qué Hacienda no me ha devuelto todavía?

Y aunque es cierto que la Agencia Tributaria ha agilizado los plazos a devolver, muchos de los que han confirmado el borrador han recibido el dinero en su cuenta bancaria a los pocos días, otros siguen esperando como agua de mayo.

El 1 de julio estaba marcado en rojo para muchos de los contribuyentes. A quienes le salía a pagar la Declaración de la Renta para el año 2012, este lunes era el último día para saldar cuentas con Hacienda. Para quienes le sale a devolver y ya han entregado sus cuentas desde hace semanas esperan recibir su devolución lo antes posible.

Según datos de Hacienda, la agencia ha devuelto ya 6.487 millones de euros el 6,3 % más que en la misma fecha de campaña del pasado año, a 10,6 millones de contribuyentes del IRPF el 2,2% más, cuando este lunes finaliza el plazo de presentación de las declaraciones de la campaña de 2012. En total, se ha devuelto ya el 76% de las devoluciones solicitadas.

Y aunque es cierto que la Agencia Tributaria ha agilizado los plazos a devolver, muchos de los que han confirmado el borrador han recibido el dinero en su cuenta bancaria a los pocos días, otros siguen esperando como agua de mayo. Y pueden esperar, ya que Hacienda tiene de plazo hasta seis meses después de que haya finalizado la campaña para ordenar las transferencias a favor de los contribuyentes. Es decir, hasta el 31 de diciembre de 2013. De lo contrario, le tendrían que pagar intereses.

Normalmente, la Agencia Tributaria se marca el compromiso de realizar el 85% de las devoluciones antes de principios de agosto. Entonces, ¿qué pasa con el 15% restante? Hacienda tiene de plazo hasta finales de año.

Según el manual de la renta, que puede ser consultado en la página web de la Agencia Tributaria, la Administración dispone de seis meses, desde el término del plazo de presentación de las declaraciones, o desde la fecha de la presentación si la declaración fue presentada fuera de plazo, para practicar la liquidación provisional. Es decir, hasta el 31 de diciembre de 2013.

¿Por qué todavía no he cobrado?

Los abonos de las declaraciones de renta con resultado a devolver se realizan mediante una criba informática. Así, las primeras beneficiarias son aquellas declaraciones que se han realizado mediante la presentación del borrador.

Como recuerda Rubén Gimeno, Director del servicio de estudios del REAF, las primeras devoluciones que se han realizado han sido las llamadas de "carrete", aquellas en las que solo "se declara las rentas del trabajo y una cuenta corriente, el resto, como viviendas alquiladas, que tienen pensiones compensatorias a hijos por ser padres divorciados son analizadas y tardan un poco más en realizar la devolución".

Las segundas, las que se llevaron a cabo a través de vía telemática, es decir, por Internet y finalmente se deja para las últimas aquellas que se han realizado de forma manual, a través de las oficinas de la Agencia Tributaria o de las sucursales bancarias.

Por otro lado, también se retrasa el pago de las declaraciones que no son concordantes con la información que maneja Hacienda. En ese caso, la Agencia Tributaria puede pedir al contribuyente facturas o justificantes, o incluso el convenio regulador en caso de divorcio.

Pero, ¿qué ha pasado en todo este tiempo? Las declaraciones pasan por una base de datos y luego se someten a tres filtros:

- Aritmético: Es decir, que las cuentas sean correctas
- Control Normativo: para que se cumplan los casos estipulados en las deducciones.
- Investigación: Se contrasta la información con las imputaciones externas del contribuyente y que se les han facilitado de Bancos, Asociaciones, Trabajo, Brokers, etc.

¿Qué hacer cuando Hacienda no me ha devuelto?

En el caso de que Hacienda no hubiera realizado el pago en el periodo de tiempo establecido, procederá a devolver de oficio sobre la cuota.

Además, transcurrido el plazo de seis meses sin que haya sido ordenado el pago de la devolución por causa imputable a la Administración Tributaria, se aplicará a la cantidad pendiente el interés de demora tributario desde el día siguiente al de la finalización de dicho plazo y hasta la fecha en que se ordene su pago, sin necesidad de que el contribuyente lo reclame.

Sin embargo, Hacienda también se protege y deberá tenerse en cuenta que, de apreciarse errores u omisiones en la declaración, la Administración Tributaria puede rectificar el resultado de la liquidación efectuada por el contribuyente mediante la correspondiente liquidación provisional, modificando la cuantía de la devolución solicitada o determinando la improcedencia de la misma.

En el caso de que se produzca dicha liquidación provisional, ésta le será reglamentariamente notificada al contribuyente, quien podrá interponer recursos.
Y aunque Hacienda tenga de plazo hasta finales de año, lo cierto es que cuando pasa el verano y no ha llegado la tan ansiada devolución empezamos a pensar si nos hemos equivocado de número de cuenta o que nos están haciendo la tan temida inspección.
Si se trata de un fallo aritmético o en los datos personales se avisa al contribuyente del error, sin que haya cualquier tipo de penalización porque se entiende que no ha habido mala fe.

En el caso de que hayamos intentado ocultar inversiones, no declarar ingresos por rendimientos de trabajo, etc. Hacienda, en esta revisión, probablemente entenderá que ha cometido errores voluntariamente y sufrirá un expediente sancionador cuya cuantía
dependerá del tipo de infracción cometida.

publicidad
envíar consulta

ENVÍA TU CONSULTA

Consultorio de Análisis Técnico
El analista técnico Josep Codina responde a una selección de dudas que le planteen los lectores de Finanzas.com. realiza tu consulta
publicidad
publicidad