20 de Febrero, 06:00 am

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

CAV-FISCALIDAD BIZKAIA

Municipios vizcaínos mantendrán sus ingresos con IBI a inmuebles especiales

Agencia EFE

Los ayuntamientos de Bizkaia que cuenten en sus municipios con inmuebles considerados especiales mantendrán "como mínimo" sus ingresos con el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) que deberán aplicar a partir del año 2020 a esas edificaciones.

Así lo ha asegurado este jueves el diputado foral vizcaíno de Hacienda, José María Iruarrizaga, en una comparecencia en las Juntas Generales en la que ha explicado el proyecto que tramita la Diputación para actualizar el catastro de Bizkaia con la valoración de 24 inmuebles de características especiales, que son aquellos que no se consideran ni urbanos ni rústicos.

En esta categoría de inmuebles se encuentran el aeropuerto de Bilbao, la refinería de Muzkiz, los puertos comerciales de Bilbao y Bermeo-Mundaka, doce presas, cuatro centrales térmicas, dos parques eólicos, una central hidroeléctrica y una planta regasificadora.

Esos 24 inmuebles están ubicados en 30 municipios: Abanto, Alonsotegi, Amorebieta-Etxano, Arrankudiaga, Barakaldo, Bedia, Bermeo, Berriz, Bilbao, Derio, Erandio, Galdakao, Getxo, Gueñes, Lemoiz, Loiu, Mallabia, Mundaka, Mungia, Munitibar, Muskiz, Ortuella, Santurtzi, Sestao, Sondika, Trapagaran, Ubidea, Zamudio, Zeanuri y Zierbena.

En virtud del proyecto de la Diputación para modificar la norma del IBI aprobada en 2016, dichos ayuntamientos vizcaínos podrán fijar un tipo de este impuesto de entre un 0,2 y el 0,8 % del valor catastral de estos inmuebles especiales que estén ubicados total o parcialmente en los terrenos de su municipio.

Actualmente, y hasta el próximo 30 de enero, permanece abierto el plazo de alegaciones a las ponencias para establecer los valores catastrales de esos inmuebles especiales.

Iruarrizaga ha destacado que, con la horquilla de entre el 0,2 y el 0,8 % del gravamen que podrán aplicar los ayuntamientos a los inmuebles especiales, se mantendrán "como mínimo" los ingresos municipales por el IBI.

La juntera de Podemos Eneritz de Madariaga, que ha solicitado la comparecencia del diputado en la Cámara foral, ha preguntado a Iruarrizaga si la Diputación ha hecho un "estudio del impacto económico" que puede suponer la recaudación municipal por el IBI a los inmuebles especiales, y si eventuales incrementos pueden repercutir en el "bolsillo de los ciudadanos".

Iruarrizaga ha afirmado que "no se puede calcular el impacto económico" de antemano puesto que actualmente se ignora el tipo impositivo que van a aplicar los ayuntamientos, y ha dicho que también es "imposible de saber y evaluar" si una subida del IBI se "trasladará" de alguna forma a los contribuyentes.

El diputado de Hacienda ha remarcado que el IBI es un impuesto municipal que constituye un ingreso "muy importante" y representa "uno de los pilares de la autonomía municipal".

Ha señalado que, una vez tramitada en las Juntas la modificación de la norma, los ayuntamientos podrán aprobar el tipo impositivo a lo largo de 2019, para que entre en vigor desde el 1 de enero de 2020.

Iruarrizaga ha explicado que este proyecto supone "un paso más" en el proceso de actualización de los valores catastrales de los bienes urbanos y rústicos efectuada en 2016, en la que se actualizaron 1,7 millones de inmuebles.

Ha indicado que el proyecto de modificación de la norma del IBI recoge también la exención del recargo sobre viviendas vacías para aquellos inmuebles destinados a vivienda pública de carácter social.

.

publicidad
publicidad