11 de Diciembre, 10:28 am
publicidad

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

política monetaria

Draghi prepara a las bolsas para normalizar la política monetaria

finanzas.com

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, ha insistido durante la rueda de prensa posterior al consejo de gobierno del organismo, que los tipos de interés seguirán a estos niveles bastante tiempo después del fin del programa de compra de activos (QE). También ha dicho que la inflación todavía tiene que mostrar señales convincentes de que está en una tendencia alcista sostenida. 

La novedad es que el BCE ha abandonado explicitamente su promesa de incrementar el 'QE' si fuera necesario. Pero las bolsas no se han puesto nerviosas porque al mismo tiempo Draghi ha aumentado las previsiones de crecimiento del PIB hasta el 2,4%, lo que sugiere que el BCE tiene confianza en que la solidez del crecimiento económico. 

El Consejo de Gobierno del BCE eliminó hoy de su comunicado sobre política monetaria la referencia a que, si la situación económica empeora, "está dispuesto a incrementar el programa de compra de activos en términos de volumen y/o duración", lo que representa una señal de reducción gradual de los estímulos monetarios. El Consejo había debatido eliminar ese compromiso en su última reunión de enero pero entonces consideró que esa decisión era "prematura" y no estaba "justificada". 

El mercado no ha encajado mal este cambio en la política de comunicación del BCE, pues el Ibex subía un 0,5% tras la rueda de prensa de Draghi. Pero las cosas son lo que son, y como dice el economista de Danske Bank, Piet Christiansen, "este es el primer paso hacia la normalización". Sí es cierto que el BCE mantuvo su orientación sobre los tipos de interés al decir que espera que "se mantengan en los niveles actuales durante un período prolongado que superará con creces el horizonte de sus compras de deuda".

En torno a la la inflación sigue girando la política monetaria del BCE. Recordemos que el organismo tiene como objetivo que los precios se sitúen en torno al 2%, algo que según las previsiones que ha comunicado tardará cierto tiempo en llegar. Según las nuevas proyecciones, en 2018 el PIB crecerá un 2,4%, en 2019, una décima más que lo comunicado en diciembre, un 1,9% y en 2020 un 1,7%. Sobre la inflación, ha dicho que rondará este año alrededor del 1,5%, en 2019 da unas previsiones del 1,4% y en 2020 del 1,7%.

Draghi, advirtió hoy de que el aumento del proteccionismo es un riesgo a la baja para el crecimiento económico de la zona del euro. Al ser preguntado por las elecciones en Italia y el ascenso de los partidos populistas, Draghi se ha despachado con una de sus frases fetiche. "El euro es irreversible". También ha aprovechado para felicitar a Luis de Guindos, el próximo vicepresidente del BCE, de quien ha dicho que será "un buen colega".

Previamente el Consejo de Gobierno del BCE que mantuvo el tipo de interés al que presta a los bancos a una semana en el 0 %, dijo que sigue dispuesto a comprar deuda después de septiembre en caso necesario y decidió de forma "unánime" que la reducción de los estímulos monetarios será gradual, explicó Draghi en rueda de prensa.

Añadió que "los riesgos a la baja (para el crecimiento) continúan relacionados principalmente a factores globales, incluyendo el aumento del proteccionismo y los cambios en los mercados de divisas y otros mercados financieros".

Tipos inalterados

El Banco Central Europeo (BCE) dejó hoy inalterado el tipo de interés al que presta a los bancos a una semana en el 0 por ciento, nivel en el que está desde marzo de 2016, para que las condiciones financieras sean favorables.

El BCE informó, tras la reunión de su Consejo de Gobierno, de que seguirá cobrando a los bancos un 0,4 % por el exceso de sus reservas a un día (facilidad marginal de depósito) y que les prestará a un día al 0,25 % (facilidad marginal de crédito), pero modifica ligeramente su discurso: "En relación con las medidas de política monetaria no convencionales, el Consejo de Gobierno confirma que prevé que las compras netas de activos, al nuevo ritmo de 30.000 millones de euros mensuales, continúen hasta el final de septiembre de 2018 o hasta una fecha posterior si fuera necesario y, en todo caso, hasta que el Consejo de Gobierno observe un ajuste sostenido de la senda de inflación que sea compatible con su objetivo de inflación", explicó.

El BCE ha eliminado de su comunicado sobre política monetaria el mensaje en el que aludía a la posibilidad de ampliar el volumen y/o duración del programa de compras de activos si las perspectivas fueran menos favorables, o si las condiciones financieras fueran incompatibles con el progreso del ajuste sostenido de la senda de inflación.

publicidad
publicidad