20 de Febrero, 22:33 pm

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Foro de Davos

Soros se despacha a gusto contra Trump, Putin, el bitcoin y los gigantes de Internet

Finanzas.com

El Gobierno de Trump, los gigantes de internet, el bitcóin... el multimillonario estadounidense de origen húngaro George Soros lanzó ataques este jueves contra todos los frentes durante su cena anual en el foro de Davos.

Como hizo el año pasado, el especulador, de 87 años, criticó con dureza la administración del presidente estadounidense, Donald Trump, al que consideró "un peligro para el mundo".

También la tomó con la Rusia de Vladimir Putin, a la que tachó de "Estado mafioso", desde la sala de recepción de un gran hotel de la estación de esquí suiza que cada año celebra el Foro Económico Mundial.

Ante un público muy centrado en publicar sus declaraciones en las redes sociales, George Soros criticó también a los gigantes de internet, citando concretamente a Facebook y Google.

Los describió como "monopolios cada vez más poderosos" que podrían estar tentados de aliarse con "regímenes autoritarios" para crear "una red totalitaria como las que podrían haber imaginado Aldous Huxley o George Orwell" en sus novelas "Un mundo feliz" y "1984".

"Davos es un buen lugar para anunciar que tienen los días contados", afirmó en el foro, donde los gigantes de internet enviaron todo un ejército de representantes.

El financiero reconvertido en filántropo y en gran crítico del capitalismo ultraliberal quiere creer que los gigantes de internet deberán plegarse a regulaciones más severas, impulsadas principalmente por la comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager.

Soros la describió en su discurso, leído con una voz a veces temblorosa, como una "Némesis", la diosa de la venganza.

El especulador también fue preguntado sobre el bitcóin. "No es una moneda", dijo sobre esta criptomoneda de gran volatilidad, considerando que sus frecuentes brotes alcistas son "una burbuja típica".

George Soros no cree sin embargo en una "caída brutal" del bitcóin, sino más bien en una bajada gradual, debido al atractivo que supone para los regímenes autoritarios gracias a su anonimato.

publicidad
publicidad