Vocento 15 años 22 de Noviembre, 12:03 pm

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Las retribuciones llegan al 5%

Bonificaciones por traspaso de planes de pensiones que salen caras

Esther García López

La llegada del otoño da el pistoletazo de salida para que las entidades financieras se declaren la 'guerra' con campañas comerciales agresivas para 'arrebatar' a la competencia el dinero acumulado en planes de pensiones. Las bonificaciones por traspaso de planes llegan este año al 5 por ciento, pero al ahorrador pueden salirle caras, ya que para optar a muchas de ellas tiene que afrontar elevadas comisiones, una larga permanencia o una fuerte vinculación.

La llegada del otoño da el pistoletazo de salida para que las entidades financieras se declaren la 'guerra' con campañas comerciales agresivas para 'arrebatar' a la competencia el dinero acumulado en planes de pensiones. Las bonificaciones por traspaso de planes llegan este año al 5 por ciento, pero al ahorrador pueden salirles caras, ya que para optar a muchas de ellas tiene que afrontar elevadas comisiones, una larga permanencia o una fuerte vinculación.

Los anuncios de bancos y aseguradoras ofreciendo a los partícipes de planes de pensiones atractivas bonificaciones por traspasar de entidad su plan inundan estos meses los medios de comunicación. Las bonificaciones llegan en esta campaña hasta el 5 por ciento del dinero traspasado, pero a cambio muchas entidades establecen elevadas exigencias. 

«Las bonificaciones pueden salir caras al partícipe, por ello debe leer atentamente toda la información del producto que va a contratar, ya que la entidad puede requerir una alta permanencia o elevadas comisiones. Además, el plan puede tener una rentabilidad menor que otros planes o un riesgo mayor del que estamos dispuestos a asumir», apunta Luis Ramírez, director de Finanzas de Kelisto.com. Según él, «el regalo o la bonificación no deben ser la clave al seleccionar un plan de pensiones».

Esto es debido a que tanto los regalos como las bonificaciones en los planes de pensiones son incentivos de corto plazo dirigidos a un producto de largo plazo, por lo que no tiene sentido elegir un plan solo por obtener una bonificación en el primer año. «Lo ideal sería poder llegar a estas cifras o superarlas por la rentabilidad del producto», afirma Ramírez.

Para Lucía Veiga, consultora de iAhorro, el partícipe puede acogerse a estas bonificaciones pero siempre que el plan ofrecido esté dentro de su estrategia de ahorro, es decir, «que sea un producto adecuado a su nivel de riesgo y que sus comisiones sean ajustadas».

Pero, «lo normal» es que esto no ocurra. «Suelen ser ofertas creadas por los bancos para aumentar las suscripciones en productos que, por regla general, son caros en comisiones, sin que ofrezcan un valor añadido en gestión activa ni rentabilidades por encima de la media que justifique este coste. Además, para garantizar estas suscripciones, con una competencia que actúa en el mismo sentido, cada vez se impone mayor permanencia o se demoran los pagos», señala Veiga. 

¿QUÉ TENER EN CUENTA AL TRASPASAR UN PLAN?

Para evitar todo lo anterior, antes de tomar la decisión de traspasar un plan de pensiones lo primero que el partícipe tiene que tener en cuenta es su estrategia de inversión a largo plazo, basada en su aversión al riesgo, y ajustar ese riesgo en el tiempo. También es importante analizar el coste, vía comisiones, de los productos. 

Ismael de la Cruz, consultor financiero y miembro del Instituto Español de Analistas Técnicos y Cuantitativos (IEATEC), señala que antes de trasladar un plan hay que informarse de las «posibles ataduras», es decir, «si nos obligan a tener una vinculación con otros productos de la entidad». Otro aspecto a tener en cuenta, a su juicio, es que las ofertas no sean en el corto plazo. «Traspasar un plan porque las comisiones el primer año sean más bajas no es motivo suficiente» y sobre todo, «jamás hay que decantarse por uno atendiendo únicamente a las bonificaciones por traspaso, ya que no son criterios válidos que redunden en lo que realmente interesa al partícipe: la rentabilidad».

En su opinión, el traspaso de planes debería motivarlo un buen equipo de gestores contrastados y que la rentabilidad sea interesante. Sobre las campañas de fin de año, De la Cruz asegura que «es evidente que los bancos no regalan nunca nada y, si lo hacen, es porque han calculado que lo recuperarán posteriormente».

¿CÓMO TRIBUTAN LAS BONIFICACIONES?

Respecto a su fiscalidad, tanto los regalos como las bonificaciones por traspasar planes de pensiones son rendimientos de capital mobiliario. El efecto fiscal de estos productos suele ser neutro para el cliente en cuanto a la retención -del 19 por ciento en casi todos los casos y en raras excepciones puede llegar al 21 por ciento- ya que, por lo general, «suele abonarlo la entidad», apunta Veiga. Eso sí, estas bonificaciones tendrán que reflejarse en la declaración de la renta. También hay que tener en cuenta que el traspaso de un plan a otro carece de tributación.

En el caso de que el partícipe decida trasladar su plan, la operativa para hacerlo corresponde a la nueva entidad gestora a la que lleva sus ahorros. Ella se encargará de todos los trámites de traspaso.

PROMOCIONES

Los 'imanes' elegidos por las entidades financieras para atraer el capital de los planes que los partícipes tienen en la competencia o para captar nuevas aportaciones son muy variados en esta campaña. CaixaBank ofrece hasta el 5 por ciento de bonificación por traspaso, mientras que BBVA da una bonificación del 3 por ciento en una selección de planes de pensiones sin límite de saldo, pero el cliente deberá permanecer en el plan al menos cinco años.

Por su parte, Santander ofrece hasta el 4 por ciento con un compromiso de permanencia de siete años para movilizaciones de más de 30.000 euros. Si este se reduce a cinco años, la bonificación será del 3 por ciento para ingresos superiores a los 30.000 euros, del 2 por ciento para cantidades entre 20.000 y 30.000 euros y del 1 por ciento para ingresos de entre 5.000 y 20.000 euros. 

Liberbank bonifica hasta el 4 por ciento del valor aportado en operaciones superiores a 25.000 euros y del 3 por ciento entre 5.000 y 25.000 euros, con 5 años de permanencia.

Bankia ha diseñado una campaña con productos y cheques regalo de Amazon a cambio de traspasos y aportaciones dependiendo de los tramos de captación. El más alto es el que supera los 16.000 euros en el que el partícipe puede elegir entre un vale regalo de Amazon de 250 euros o una Smart TV Samsung. 

Las bonificaciones que ofrece Mapfre por traspasar un plan de pensiones o un Plan de Previsión Asegurada alcanzan descuentos de hasta del 3 por ciento del importe traspasado en los seguros que el cliente tiene contratados con la compañía.

Santalucía ofrece un 2 por ciento por traspasos iguales o superiores a 5.000 euros y Bankinter, un 3,75 por ciento para movilizaciones superiores a los 60.000 euros, con un límite de bonificación de 7.000 euros.

Finalmente, Axa ofrece bonificaciones de hasta el 3 por ciento, con un máximo de 2.500 euros, a los traspasos de capital de otra entidad a un plan de pensiones o a un plan de previsión EPSV de la modalidad individual.
A la vista de este conjunto de bonificaciones, Luis Ramírez señala que el partícipe, antes de optar por alguna de ellas, debe analizar las comisiones que le aplicará la gestora, el compromiso de permanencia exigido, la vinculación y comprobar si la rentabilidad y el riesgo del producto se ajustan a su perfil inversor.

LA OPINIÓN DE LOS EXPERTOS

Luis Ramírez, Kelisto

«El regalo o la bonificación que ofrecen las entidades nunca deben ser la clave al seleccionar un plan de pensiones»

Lucía Veiga, iAhorro

«El partícipe debe trasladar su plan si el nuevo está dentro de su estrategia de ahorro y es adecuado a su nivel de riesgo»

Ismael de la Cruz, consultor

«Los bancos no regalan nunca nada y si lo hacen es porque han calculado que lo recuperarán posteriormente»

publicidad
publicidad
publicidad