Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

César Pérez, director mundial de Inversiones de Pictet WM

«Si Trump escucha será bueno para los mercados»

Esther García López

César Pérez vaticina que 2017 será un año positivo para las bolsas y para el private equity, a pesar de la impredecibilidad que pueda introducir la elección de Trump en los mercados.

César Pérez Ruiz posee 21 años de experiencia en los mercados. Fue responsable global de inversión de JP Morgan Private Bank y trabajó para M&G y Credit Suisse. Ahora, como director mundial de Inversiones de Pictet WM, su objetivo es dar a sus clientes el mejor perfil de rentabilidad/riesgo y para ello este año apuesta por bolsa, inversiones alternativas, hedge funds y private equity, y prefiere los mercados desarrollados como Japón, la eurozona y Estados Unidos.

En marzo hará un año que ocupa su cargo como director mundial de Inversiones de Pictet WM y en ese periodo la economía y la política han cambiado mucho. ¿Cómo han afectado estos cambios a su criterio sobre inversiones?

Significativamente. En este año hemos hecho movimientos importantes en las carteras porque hemos pasado de un mundo preocupado por deflación a otro preocupado por la inflación. Otro gran cambio es que hemos pasado de políticas monetarias a políticas fiscales, por ello, las posiciones de las carteras han cambiado. Hemos pasado de un año en que apostamos por el crédito, a otro en que estamos tomando beneficios en crédito y apostando por bolsa y por inversiones alternativas, hedge funds y private equity. El populismo ha hecho que pasemos del riesgo de deflación a que, debido al proteccionismo o a la expansión fiscal, haya riesgo de inflación.

¿Qué pasará en los mercados con Trump y su apuesta por 'América primero' y por el proteccionismo?

Trump introduce impredecibilidad en los mercados. Tiene una parte positiva si logra hacer lo que ha prometido: bajar impuestos, quitar regulación, aumentar inversiones en defensa y en infraestructuras... y los presidentes populistas acaban implementando parte de las políticas que han prometido. No obstante, hay riesgo de que sea demasiado proteccionista. Él es un negociador y quiere conseguir los mejores acuerdos para su país y en su populismo tiene que buscar 'víctimas fáciles', por ello va a atacar al sector farmacéutico o a México. La gran duda es cuál será su relación con China. Dijo como candidato que iba a declarar a China un manipulador de divisas y no ha hecho nada hasta ahora. El que no haya hablado es positivo, pero es uno de los mayores riesgos que podemos tener porque China puede responder de una manera no tan racional como otros mercados. Trump está acostumbrado a negociar, pero el riesgo es que al otro lado de la mesa está China y no es el típico contrincante con el que él suele negociar.

La política fiscal de Trump puede impulsar el aumento de tipos de interés por parte de la Fed, a pesar de ello, la bolsa americana sube. ¿Esta subida se mantendrá?

Trump va a implementar un estímulo fiscal pero no tengo claro que la Fed suba tipos agresivamente. Ha sido muy crítico con la Fed, pero también ha sido el primer presidente de EE. UU. que ha dicho que el dólar está demasiado fuerte. Sabe que si suben los tipos más de lo esperado el dólar se va a fortalecer más. A la pregunta clave si la bolsa va a seguir subiendo a medida que los tipos suban, depende de la velocidad a que suban, si es de manera moderada la bolsa sí puede mantener la subida. También tenemos que ver por qué suben los tipos, si es por crecimiento, la bolsa lo digiere, si es a consecuencia de la inflación entonces no. Además, por primera vez en cinco años, el crecimiento nominal se acelera y la relación entre crecimiento nominal y crecimiento de beneficios es muy alta, y esto nos apoya en el cambio que hemos hecho más ligados a bolsa. Eso sí, estamos utilizando vehículos de protección en las carteras porque la volatilidad está muy baja y hay que aprovecharla para, en momentos de poca incertidumbre, proteger las carteras.

Una subida de tipos en EE. UU. mayor de lo esperada, ¿puede provocar la retirada de estímulos monetarios del BCE antes de lo previsto?

Draghi se ha comprometido a comprar al menos hasta diciembre, aunque es verdad que hemos tenido datos de inflación más elevados de lo esperado. Creo que en Europa es más probable que se suban los tipos de interés si fuese necesario que quitar el 'quantitative easing', porque cuando el BCE deje de comprar bonos necesita una hoja de ruta para navegar en la siguiente recesión. Y esa hoja de ruta no se puede diseñar hasta que se celebren las elecciones alemanas. Aunque en Europa subiese la inflación más de lo esperado por estímulo de EE. UU., se subirían tipos antes de dejar de comprar bonos.

¿Qué consecuencias tendrá para los mercados europeos las decisiones de Trump en materia de comercio?

Trump quiere 'America first' pero no 'America alone' porque si pone muchos aranceles la inflación subirá. Si Trump es más proteccionista de lo que pensamos los grandes perdedores serían los mercados emergentes más que Europa. ¿Qué podría hacer China entonces? Devaluar agresivamente la divisa y nos iríamos a un mundo muy proteccionista, el crecimiento económico podría frenarse y las probabilidades de recesión aumentarían. La 'America alone' podría causar un problema y eso no es lo quiere Trump. Lo que quiere es estimular el crecimiento.

¿Qué prevé que pueda pasar en 2017 en los mercados?

Trump quiere gastarse mucho dinero, pero ¿cómo lo financia? Una manera en que quiere financiar la bajada de impuestos es cobrar a las importaciones. Las implicaciones de eso es que habrá ganadores y perdedores sectoriales. Esto es beneficioso para las empresas americanas, y los beneficios empresariales subirían. A consecuencia de esto, el dólar subiría también. En ese escenario, dado que la relación entre el crecimiento nominal y los beneficios es bastante clara, pensamos que los beneficios empresariales subirán entre el 6 y el 8 por ciento, por tanto, sin contar con la expansión de múltiplo, las bolsas deberían dar en torno al 6 y 8 por ciento en mercados globales. Nosotros, dados los riesgos, preferimos estar en mercados desarrollados, nos gusta Japón y la eurozona, y en EE. UU. nos gustan más las compañías domésticas y el sector bancario. 2017 será un año positivo para bolsas y para el private equity, pero con picos de volatilidad ante los que hay que ser tácticos.

¿Qué le espera en 2017 al Ibex-35?

Este no debería ser un ejercicio malo para el Ibex-35, que ha estado muy castigado en los últimos años.

¿Trump será positivo para los mercados?

Él quiere hacer lo correcto para el país, pero tiene que saber escuchar porque ciertas cosas que dice no cuadran. Si escucha, y creo que tiene capacidad para hacerlo, será bueno para los mercados. También hay que ver qué implementa de lo que dijo como candidato. Hasta ahora, hemos visto que es capaz de cambiar parte de su discurso. Quiero creer que va a ser bueno para los mercados, aunque volátil.

publicidad
publicidad
publicidad