Finanzas.com

Recordar mis datos | 縊lvidaste tu contrase馻?

financiaci髇 al consumo

Los pr閟tamos r醦idos, puestos en entredicho por el Supremo

finanzas.com

Una sentencia del Tribunal Supremo, aplicando una ley de 1908, considera abusivos los pr閟tamos con intereses que superen el doble de la media del mercado, lo que afecta directamente a pr閟tamos r醦idos y tarjetas de cr閐ito.

El Tribunal Supremo ha dado un rev閟 a las entidades financieras aplicando una ley de 1908 sobre la represi髇 de la usura. Seg鷑 dicha ley, "los contratos de pr閟tamo que superen notablemente el inter閟 medio del mercado deben ser considerados nulos", por tratarse de pr醕ticas que pueden ser consideradas como usura. Esto afecta directamente a los pr閟tamos r醦idos y a las tarjetas de cr閐ito, pero no s髄o.

El caso que ha hecho al alto tribunal tomar esta decisi髇 a favor del prestatario ha sido el de Manuel C.S. que, en el a駉 2001, solicit un pr閟tamo personal revolving de 25.000 euros con el Banco Sygma Hispania. En el a駉 2009, despu閟 de haber pagado al banco cerca de 32.000 euros, el banco a鷑 le exig韆 m醩 de 12.000 euros. Manuel dej de pagar las mensualidades y la entidad financiera los llev a los tribunales, ganando varias batallas en distintos juzgados de Catalu馻.

El afectado recurri entonces al Tribunal Supremo que, tras la evaluaci髇 del caso, aplic la citada ley de 1908 y dict que Manuel s髄o estaba obligado a devolver la cantidad que el banco le hab韆 prestado, pudiendo incluso exigir la devoluci髇 de los intereses pagados de m醩.
Aunque la ley no especifica cantidades concretas a partir de las que puede considerarse como usura un porcentaje de inter閟 en un pr閟tamo, el tribunal consider este l韒ite en el doble del inter閟 medio del mercado. En el caso de Manuel, la entidad le aplic casi un 25% de inter閟, situ醤dose el inter閟 medio durante ese periodo por debajo del 10%, por lo que pod韆 considerarse, seg鷑 el tribunal, como abusivo.

Pr閟tamos r醦idos y tarjetas de cr閐ito en el punto de mira

Desde el comparador de minipr閟tamos online dinero-rapido.eu, alertan de que esta sentencia puede hacer que se lleguen a invalidar muchos contratos firmados por entidades financieras que ofrecen pr閟tamos urgentes. Aplicando la Tasa Anual Equivalente, que suele ser utilizada para comparar entre distintos productos financieros, estos m閠odos de financiaci髇 a corto plazo pueden llegar a tener m醩 de un 4.000% TAE.
Adem醩, la mayor韆 de tarjetas de cr閐ito ofrecidas por los bancos tambi閚 se ver韆n afectadas, ya que muchas de ellas aplican tipos de inter閟 superiores al 20% TAE. Pero no s髄o estos productos ser韆n objeto de invalidaci髇 seg鷑 la citada ley, por ejemplo, las comisiones aplicadas por descubiertos en cuenta corriente, que pueden llegar a ser de 20 o 30 euros por unos pocos d韆s de n鷐ero rojos, equivaldr韆n a un TAE astron髆ico.

La TAE no es una buena referencia para los minipr閟tamos r醦idos

Los minicr閐itos suelen ofrecer cantidades de menos de 500 euros con vencimientos a un mes. Para un pr閟tamo de 100 euros aplican una comisi髇 de 25 o 30 euros. Se trata de pr閟tamos que se ofrecen con pocos requisitos y en los que la entidad prestamista asume un riesgo elevado, haciendo que los honorarios sean elevados, ya que se asume una mayor morosidad. Si las entidades tuvieran que aplicar una TAE acorde al mercado, supondr韆 tener que cobrar cantidades inferiores a 1 euro por un pr閟tamo de 100 euros a 30 d韆s, lo que no llegar韆 ni a cubrir los gastos de gesti髇 de la operaci髇.

Esto hace que no sea coherente aplicar las mismas varas de medir a pr閟tamos de varios meses o a駉s de duraci髇, por cantidades elevadas de dinero, que a peque駉s pr閟tamos de corto plazo. Si bien es cierto que los minipr閟tamos r醦idos pueden tener en muchos casos unos intereses muy altos, lo correcto ser韆 crear una regulaci髇 espec韋ica que los controle, considerando sus circunstancias especiales.

Se trata de un tipo de producto financiero que cubre un sector de demanda cada vez mayor. Los pocos requisitos y facilidades para obtenerlos han convertido a los cr閐itos r醦idos en una forma de obtener dinero cada vez m醩 utilizada. Hay que incidir en el hecho de que no se debe abusar de ellos, pero en casos puntuales de necesidad pueden resultar muy 鷗iles.

publicidad
publicidad