16 de Diciembre, 04:28 am

Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

tiene una rentabilidad del 5,55%

Smart Social Sicav: Cuando David vence a Goliat

Esther García López

La primera sicav nacida de las redes sociales ha logrado una rentabilidad del 5,55 por ciento desde que opera en el MAB, ha duplicado su capital hasta los 11 millones y superó el 'lunes negro' con un rendimiento en agosto del 4 por ciento mientras el Ibex-35 perdía un 16 por ciento y el Dax un 17.

Donde hay una empresa de éxito, alguien tomó alguna vez una decisión valiente». Esta cita del escritor austriaco Peter Drucker se adapta perfectamente a la evolución de Smart Social Sicav, la primera institución de inversión colectiva nacida en una red social, que desde el 5 de mayo cotiza en el MAB. 

La evolución de esta sicav gestionada por Antoni Fernández ha sido asombrosa. Cuenta con 650 accionistas, ha duplicado capital desde su salida al MAB, pasando de los 5 a los 11 millones de euros, y en los cinco meses que lleva operando ha logrado una rentabilidad del 5,55 por ciento (a 16 de octubre). Cifra sorprendente si se tiene en cuenta que en ese mismo periodo el Ibex-35 cayó más de un 16 por ciento, el Dax alemán lo hizo en un 17 por ciento y el S&P bajó un 10 por ciento.

«Nos ha ido muy bien. No nos esperábamos este éxito, aunque reconozco que llevamos cuatro años trabajando duro. El éxito es muy bien venido pero también ha sido muy trabajado», asegura Antoni Fernández.

Los principales objetivos del gestor desde que la sicav cotiza en el MAB han sido preservar el capital, controlar la volatilidad y aportar rentabilidad al accionista y para ello ha seguido una estrategia muy definida. «Hemos estado en ocasiones en liquidez, sin estar invertidos, y otras veces, debido a que tenemos una flexibilidad muy amplia en nuestra operativa, nos hemos puesto en posiciones cortas, apostando a que la bolsa iba a caer».

PERMANECER A FLOTE EN EL HUNDIMIENTO

Y la bolsa cayó. Por ello, otro dato a tener en cuenta en la progresión de la sicav es que en el mes de agosto, cuando la economía china disparó a la línea de flotación de los mercados mundiales hundiéndolos, Smart Social Sicav no solo no naufragó si no que subió más de un 4 por ciento. 

Antoni Fernández explica la estrategia que siguió el 'lunes negro' para esquivar la caída. «Teníamos la cartera un 75 por ciento en liquidez, estábamos fuera de mercado, y un 25 por ciento en posiciones cortas, por tanto fue un día que en lugar de restar sumamos rentabilidad. Ya veníamos con una posición corta todo el mes. De hecho, en el informe que publicamos en julio en Unience expliqué 10 motivos por los cuales me parecía que el mercado iba a caer y durante todo el mes de agosto los 10 motivos se fueron cumpliendo. Nuestra idea era posicionarnos a la baja y así lo hicimos justo en las tres primeras semanas de agosto, de ahí nuestros resultados».

¿INVERTIR SOBRE SEGURO?

Antoni Fernández invierte en las compañías más grandes y más líquidas tanto de Europa como de Estados Unidos. «Solo nos centramos en mercados muy líquidos y en acciones de primer nivel». Y esto lo combina con estrategias en productos derivados, «como los futuros de índices que están muy diversificados y son muy líquidos también», asegura el gestor.

Entre las empresas en las que invierte se encuentran Santander, Telefónica, Mapfre, Mediaset, Linde, Axa, Crédit Agricole y Carrefour, entre otras. Respecto al mercado americano, en estos momentos la sicav tiene su cartera a cero, porque se trata de un mercado «sobrecomprado». «Vemos que el euro está fuerte y, por tanto, esas inversiones deberían ser con coberturas, ya que puedes ganar rentabilidad pero perderla por el cambio de divisas, por ello esta semana (12-18 de octubre) no estamos tocando este mercado», señala el gestor.

Fernández se muestra prudente respecto a dónde se encuentran ahora las oportunidades de inversión. «Nosotros valoramos que ahora estamos en una fase de rebote y las caídas pueden volver, por ello hay que tener mucha cautela. Pero como trabajamos también el mercado bajista, no nos preocupa mucho, en el momento en que veamos más debilidad nos pondremos cortos con futuros de índices y la rentabilidad puede venir igualmente». 

GRANDES VS PEQUEÑAS

La rentabilidad que Social Smart Sicav obtuvo en agosto, más del 4 por ciento, también contrastó con la obtenida por sus 'hermanas mayores' como las sicavs Torrenova, Bellver o Brunara, que tuvieron pérdidas que oscilaron entre el 1,72 y el 4,70 por ciento

A juicio de Antoni Fernández, existe poca diferencia entre gestionar una gran sicav respaldada por un potente grupo financiero o una familia con gran patrimonio y gestionar una sicav formada por pequeños accionistas como Smart Social Sicav. «Diferencias apenas hay porque, al final, es el gestor quien toma las decisiones. La diferencia más apreciable es que a nosotros los pequeños accionistas nos dan la confianza de gestionar su patrimonio y, con ella, la libertad de elegir y valorar en qué mercados operamos».

Otro aspecto diferenciador de esta sociedad de inversión es que hay sicavs que han invertido en ella. «Son sicavs que están diversificando sus carteras y están invirtiendo con nosotros».

Cinco meses después de empezar a operar en el MAB con Smart Social Sicav, Antoni Fernández espera que los buenos resultados conseguidos continúen en el futuro. «Nuestro proyecto es seguir trabajando duro, intentar crecer y continuar aportando rentabilidad a nuestros accionistas».

publicidad
publicidad