Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Ebrahim Rahbari, analista de Citi

"Las rentabilidades de los bonos no bajarán aunque España pida el rescate"

El experto macro de Citi no tiene claro que el rescate vaya a aportar muchas ventajas y pronostica un año más de recesión, aunque en 2014 ya podríamos ver algún trimestre en positivo.

Es uno de los expertos más solventes de Citi en análisis macroeconómico y la voz cantante del gigante estadounidense en economía global. Formado en la prestigiosa Universidad de Oxford y en la London School of Economics, Ebrahim Rahbari tiene argumentos para explicarlo prácticamente todo. Sí, también el posible rescate de España, del que no se muestra muy convencido. En una en una entrevista con Finanzas.com, el experto pregunta cuáles serían los beneficios. Y ve más bien pocos. Desde luego, ninguna para hacer bajar la rentabilidad de de los bonos de sus niveles actuales. Y pronostica más recesión hasta 2014. Pero cuidado, en algún trimestre del año que viene ya podríamos ver tasas de crecimiento positivas en España.

¿Qué espera de España? ¿Cómo será el crecimiento económico?

Creo que en términos de tasa de crecimiento ya hemos visto lo peor en los últimos trimestres del año pasado. Estas son las buenas noticias. Pero con todo, la economía seguirá en recesión durante este año y el que viene, pero en algún momento del 2014 ya podremos ver algunos trimestres con crecimiento positivo. En todo caso, dependerá de lo que suceda en Europa. Lo que no vemos es que haya una vuelta rápida a las buenas perspectivas en Europa.

¿Nos rescatarán?

Los fundamentales implican que deberían rescatar a España, es lo que se podría esperar y es lo que hemos estado esperando durante un tiempo. La cuestión es que el BCE ha dado mucho apoyo. Pero algo ha mejorado en España y la cuestión que ahora debemos hacer es cuáles son los beneficios para un rescate. En este sentido, las rentabilidades de los bonos no bajarán aunque España pida la ayuda. Porque en los niveles donde se encuentran ahora los diferenciales, ni el BCE o el ESM tratarán de llevárselos más hacia abajo. El otro beneficio es que el proceso de reformas sea más creíble y esté más estructurado. Este sí es un beneficio real. Y de hecho, aseguraría financiación al Gobierno. Pero no es obvio que España tenga que pedir el rescate; y si lo pide, no podría asegurar cuando sucederá. No es una certeza. Ni siquiera que suceda este año es seguro.

¿Qué piensan fuera del elevado nivel de paro en España?

El elevado paro en España es un problema pero sobre todo constituye un síntoma. No puedes arreglar este problema sin solucionar todos los demás. Es un problema gigantesco que es malo para la política fiscal y para la economía, además de para la sociedad en general. La forma de arreglarlo es empezar a crecer de nuevo. Hay que crear la condiciones para que el crecimiento vuelva de nuevo. Pero la situación no es tan dramática debido a la existencia del mercado negro. Eso si, de nuevo es malo para el Gobierno, porque todo el mundo que está fuera no paga impuestos.

¿Ha visto algún avance con el acuerdo sobre el abismo fiscal?

Creo que el acuerdo ha sido bastante decepcionante. La gente tenía muy bajas expectativas y apenas se hemos visto nada. Creo que vamos a tener otro abismo en apenas dos meses. Y no sabemos si entonces será tan fácil como ahora. Pero el resultado para el mundo y para Estados Unidos ha sido muy pobre. A corto plazo es un problema porque los niveles de inversión serán bajos debido a la incertidumbre. A largo plazo, también hay un problema porque la deuda estadounidense se está incrementando. En realidad, han alcanzado el mínimo acuerdo posible. Lo que si es probable es que todavía vemos mucho drama en torno a esta cuestión.

¿La economía global seguirá recuperándose?

En líneas generales, el comportamiento será muy parecido a lo que hemos visto el año pasado. No habrá muchas diferencias pero a finales de este año creemos que los efectos positivos serán ya más nítidos. Pero la gran foto es que estará todo muy equilibrado. En el sentido de que el crecimiento será del 2,5%, más o menos igual que el año pasado para la economía global. Mucha gente está preocupada por los grandes países como China o Estados Unidos o Europa. Pero los grandes temores se han suavizado. El temor se ha reducido.

¿Es Francia una bomba de relojería?

La situación en Francia es claramente delicada. Los fundamentales se están deteriorando; el paro se está incrementando, la deuda pública sube, el déficit por cuenta corriente se ensancha...Y todavía no hemos visto reformas importantes. Pero el precio que el gobierno paga en los mercados es muy poco, porque las rentabilidades de la deuda francesa son relativamente bajas. Esto supone un importante colchón porque ayuda al Gobierno a controlar el déficit. ¿Puede usar este colchón para iniciar las reformas? Parece inevitable que tendrá que ser así. La cuestión es si empiezan las reformas antes de que la situación empeore. Por ahora, no creo que Francia vaya a desatar una espiral de crisis.

¿Bajará más los tipos el BCE en 2013?

El BCE hará dos recortes de tipos de interés este año, de 25 puntos básicos cada uno de ellos. Quizás uno de ellos en el primer trimestre y otro a mediados del año o puede que un poco más tarde. Eso porque el crecimiento será débil y la inflación estará contenida.

¿Qué pasará con Japón este año?

Todavía no lo sabemos con certeza. La nueva administración ha sido muy agresiva, pero no está claro que la gente de la calle esté feliz con esta política, en el sentido de que la inflación suele ser muy impopular en Japón. Yo espero algunos cambios, espero que sean muy agresivos en política monetaria (alivio monetario), además de introducir estímulos fiscales. Y esto conjunto significará que Japón tendrá más éxito en la lucha contra la deflación.

publicidad
publicidad
publicidad