Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Economía Macro. El Gobierno cierra 2012 en recesión y afronta el nuevo año bajo la sombra de otro rescate

Noticias EUROPAPRESS

Rajoy supera su primer año de mandato, un ejercicio marcado por los recortes y las subidas de impuestos

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

El Gobierno de Mariano Rajoy cerrará el año 2012 en recesión, que se prolongará durante todo el 2013, y afronta el nuevo ejercicio bajo la sombra de un segundo rescate planeando sobre la economía española y las dudas de todos los organismos sobre sus previsiones macroeconómicas.

El Ejecutivo mantiene que el PIB caerá un 0,5% en 2013, aunque todos los organismos nacionales e internacionales plantean caídas superiores al 1% y sitúan el inicio de la recuperación en 2014.

En materia de empleo, la situación no mejora, ya que el equipo económico de Rajoy espera que la tasa de paro se modere al 24,3% en 2013, mientras que los expertos plantean cifras muy superiores, que en algunos casos superan el 27%.

En cualquier caso, el Gobierno tendrá que seguir lidiando un año más con la crisis económica tras superar un ejercicio marcado por el rescate financiero, los recortes para reducir el déficit y las subidas de impuestos.

Una de las principales prioridades de Mariano Rajoy en 2013 seguirá siendo la consolidación fiscal, ya que el Gobierno sostiene que sin sanear las cuentas, el país no puede volver a crecer y crear empleo.

De hecho, el esfuerzo que se plantea en el programa de estabilidad para 2013 es de casi 20.000 millones, aunque posiblemente sea algo mayor porque el propio Ejecutivo ha reconocido que puede haber alguna desviación en el déficit de 2012, inicialmente fijado en el 6,3%.

Sin embargo, son muchos los que reclaman a Bruselas que relaje el objetivo del 4,5% de 2013 y que dé más margen a España que, tal y como ha reconocido la propia Comisión, está cumpliendo y haciendo los deberes impuestos.

A pesar del aprobado raspado, Bruselas ha pedido un esfuerzo más a Rajoy en materia de pensiones, que será previsiblemente la gran reforma que planteará el Gobierno el año que viene por ser uno de los campos en los que aún no ha actuado.

En cambio, el equipo de Rajoy, que solo lleva un año en el poder, ha subido la gran mayoría de los impuestos, ha vuelto a tocar el sueldo de los funcionarios, ha reformado el mercado laboral rebajando el coste del despido, ha realizado cambios en la sanidad y la educación y ha puesto en marcha una amnistía fiscal para elevar la recaudación.

Todas estas medidas que se fueron aprobando a lo largo de los meses no convencieron del todo a los mercados y las dudas llegaron incluso a disparar la prima de riesgo por encima de los 650 puntos en los meses de verano, lo que forzó a Europa a mandar una señal. EL BCE, AL RESCATE

Esta situación provocó que el 26 de julio de 2012 el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, garantizara en una conferencia en Londres que la institución que preside haría todo lo necesario para salvar el euro.

Pocos días después, esta afirmación se concretó en el anuncio del nuevo programa de compra de deuda por parte del BCE, que logró aliviar la tensión y ha permitido que la prima se situara en el entorno de los 400 puntos al cierre del año.

Hasta ahora, el Gobierno se ha resistido a pedir la ayuda de Europa por las condiciones que supondría, pero será sin duda uno de los grandes retos de Rajoy para 2013, puesto que muchos sectores se la reclaman desde hace tiempo. LOS EXPERTOS NO LO TIENEN CLARO

El rescate genera división de opiniones en los expertos. Así, la directora de Estrategia de Inversis, Marián Fernández, cree que el Gobierno tendrá que pedirlo en el primer trimestre del año, mientras que el subdirector de Fedea, Ignacio Conde-Ruiz, y el jefe de la mesa de deuda de Ahorro Corporación, Javier Ferrer, no lo tienen tan claro.

En concreto, Fernández afirma que el rescate será necesario para rebajar los costes de financiación de una economía que sigue en recesión, mientras que Conde-Ruiz cree que la decisión dependerá de la evolución del mercado de capitales y Ferrer sostiene que España puede mantenerse sin rescate en los niveles actuales y que Alemania tratará de frenarlo por la proximidad de las elecciones.

En cuanto a las condiciones, Fernández opina que no serán muy duras teniendo en cuenta las reformas que ya ha hecho España, aunque ve margen para subir más el IVA. El experto de Fedea, por su parte, cree que las condiciones no deben ser un problema para España porque se centrarán en las reformas que tiene que hacer el país haya o no rescate.

En cualquier caso, lo más probable es que el eventual rescate y nuevos los recortes para cumplir el déficit vuelvan a centrar la atención en 2013, otro año de recesión y paro para la economía española.

publicidad
envíar consulta

ENVÍA TU CONSULTA

Consultorio de Análisis Técnico
El analista técnico Josep Codina responde a una selección de dudas que le planteen los lectores de Finanzas.com. realiza tu consulta
publicidad
publicidad