21 de Junio, 12:10 pm

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Marta Carmona, la arahalense campeona de Europa de rugby XV

C. GONZÁLEZ

Que las mujeres están consiguiendo retos insospechados hace sólo unos años, no hay ya duda. Y día a día, en los medios de comunicación y por las redes sociales, se publican pruebas de ello.

En Arahal, con cierta asiduidad, se conocen méritos deportivos conseguidos por mujeres de la localidad. El último ha sido el primer puesto en el campeonato de Europa de Rugby XV celebrado recientemente en Bruselas, del que la joven Marta Carmona Pérez, una de las jugadoras de la Selección española de este deporte, se ha traído una medalla de oro.

Tiene 24 años y con una sonrisa tímida se pasea estos días por Arahal respondiendo a las numerosas felicitaciones de sus paisanos. Su sueño ahora es estar en el combinado que luchará por representar a España en los próximos Juegos Olímpicos de Tokio 2020 o en el Mundial de Australia de 2021. Y, para ello, se ha ido a 1.000 kilómetros de Arahal.

Marta es una de las mujeres de la localidad que está en la élite del deporte español, pero no es la única. Amparo Jiménez, por ejemplo, es otra arahalense que forma parte de la Selección española de fútbol sala femenino.

Actualmente juega en el Montesilvano italiano donde está desde hace tres temporadas y media y con el que se erigió campeona de la liga transalpina en 2016 y subcampeona de Liga y Copa el año anterior con otro equipo, el Ternana. El premio más reciente ha sido la Supercopa italiana y el Subcampeonato del I Eurpean Women?s Futsal.

Arahal en los últimos años encuentra cada fin de semana una sorpresa deportiva que se celebra ampliamente en las redes y que, en parte, está protagonizada por componentes femeninas: en atletismo, balonmano, fútbol.

En el deporte rey, incluso hay una entrenadora, Ana Bernal, que formó parte del cuerpo técnico del Sevilla Femenino cuando consiguió el ascenso la pasada campaña a la Liga Iberdrola, máxima categoría del fútbol femenino nacional.

Marta vive su gloria junto a su familia en Arahal, en unos cortos días de descanso que han sido posible gracias al reciente título. Entró hace 5 años en el equipo de rugby de la Universidad de Granada donde comenzó entonces sus estudios de Enfermería, para iniciar un carrera deportiva que no piensa parar.

¿Por qué? «Me ha gustado siempre jugar al fútbol pero era muy bruta y me pasé al rugby, me gustan los deportes de contacto», dice sonriendo.

Desde septiembre juega en el Crat A Coruña, división de honor, y, además, fue llamada para formar parte de la Selección española. El seleccionador fue a un partido de la Selección andaluza y comenzó a enviar a Marta tácticas para trabajar en casa. Ahí dio un salto su carrera deportiva para llegar a lo que este fin de semana ha sido posible.

Actualmente, vive a más de mil kilómetros de su familia en A Coruña. Dedica el día a promocionar el rugby en las escuelas de esta ciudad gallega y a entrenar. La media diaria de entrenamientos es de 4 horas, a veces más otras menos dependiendo de lo cerca que esté una competición. Marta tiene claro que su futuro más próximo es el de seguir mejorando y estar en los próximos torneos importantes. Con esa intención, trabaja duro para llegar a vivirlos.

Un sueño

«Me gustaría estar entre las jugadoras que irán a estos campeonatos. Jugar con las mejores del mundo en este deporte es un sueño y pelearé por conseguirlo», dice esta joven antes de contar que, en Galicia, está bien pero echa de menos el sol. «No es tanto la lluvia como la cantidad de días nublados que hay».

Piensa en el rugby como presente y futuro próximo, sin abandonar sus estudios. Está terminando el proyecto del Grado de Enfermería y el B1 de Inglés para obtener la titulación. Pero, sobre todo, anda enfrascada en formar parte del nuevo equipo para la cita deportiva. «Este verano fue el mundial y muchas de las jugadoras se han retirado por lo que de nuevo se tiene que formar un equipo para el próximo mundial».

Marta pasará unos días con su familia. «Me ha dado mucha vergüenza tener que hablar en la televisión aunque estoy feliz, además de por lo conseguido, por saber que nos hemos enfrentado a las mejores de Europa».

Y además el resultado fue 40-7, por lo que no sólo ganaron sino que lo hicieron muy desahogadamente al batir al combinado holandés en la reedición de la final del último campeonato continental. El combinado nacional se hace llamar Las Leonas y es el sexto título continental de su historia, el cuarto desde el 2010.

Ha sido un gran premio a su debut oficial con la elástica nacional. La arahalense dice que se sentían «muy fuertes» y es la sensación que ve todo el que la oye hablar. Porque Marta es todo fibra y músculo pero sólo hay que mirarla a los ojos para encontrar la chispa de sus 24 años y de todo un futuro por delante.

Más información
publicidad
publicidad