22 de Julio, 06:57 am

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Washington no sanciona a Irán pero avisa que «es la última vez»

Manuel Erice Oronoz

Donald Trump respetó hoy por «última vez» el acuerdo nuclear con Irán, si dentro de cuatro meses cumple la amenaza que hizo pública horas antes de revalidar el pacto. El presidente de EE.UU. volvió a ajustarse a las demandas de la comunidad internacional, especialmente de Francia, Reino Unido y Alemania, que presionan una y otra vez en defensa del compromiso suscrito con el régimen persa. Ayer, Trump avaló el acuerdo y eludió nuevas sanciones, pero dejó claro que si los firmantes no endurecen su contenido, la Casa Blanca cambiará su postura cuando el ocupante del Despacho Oval vuelva a pronunciarse, en 120 días.

Desde que asumiera el cargo hace casi un año, como hiciera durante la campaña electoral, Trump no ha dejado de cuestionar el pacto que suscribieron en 2015 el régimen iraní y todos los grandes países y organismos internacionales, incluido Estados Unidos, entonces bajo la presidencia de Barack Obama. El llamado acuerdo nuclear, que expira en 2025, se concretó en una renuncia del país de los ayatolás a seguir utilizando sus centrales para el enriquecimiento de uranio. Un parón a la frenética actividad protagonizada hasta entonces, en busca de la construcción de la bomba atómica. A cambio, la comunidad internacional se comprometía a levantar las sanciones que habían estrangulado la economía iraní durante un decenio de desencuentros. Una recuperación de ingresos no menor de 100.000 millones de euros.

Programa de misiles

Pese a que la Agencia Internacional para la Energía Atómica ha avalado estos años que el régimen persa está cumpliendo con las condiciones del pacto, Trump clama por su endurecimiento con el argumento de que la Administración Obama y el resto de países hicieron «una mala negociación». En el caso de Estados Unidos, el seguimiento legal del pacto nuclear consiste en una revisión periódica a cargo del presidente, que hasta ahora ha respetado las condiciones del acuerdo y ha evitado la imposición de sanciones vinculadas con él. Sin embargo, Trump ha afirmado también que confía en que el Congreso tome la iniciativa, incluido un mayor control del programa de misiles balísticos desarrollado por Irán.

Aunque el castigo directo a aquel país por el acuerdo nuclear se mantiene intacto, la Administración Trump sí aprobó hoy sanciones contra autoridades y particulares a los que responsabiliza de la represión contra los iraníes durante las últimas revueltas, en las que murieron 21 personas y miles fueron encarceladas. Entre los afectados se encuentra el juez Sadeq Larijani, considerado uno de los principales responsables de la represión de ciudadanos en las calles. Junto a otros miembros de la administración persa, EE.UU. ha sancionado a catorce instituciones y particulares, entre ellos la unidad cibernética de la conocida Guardia de la Revolución Islámica, que se encargó de restringir el acceso a las redes sociales durante los días de protestas antigubernamentales.

Más información
publicidad
publicidad