Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

Análisis Técnico

Josep CodinaTwiter

El efectoCodina

Las bolsas recuperan sensaciones positivas

Josep Codina

Tras "el regreso de la momia" impactando en la jornada de lunes, ayer su efecto ya fue diluido y con una sorpresa positiva en los datos alemanes. Así las cosas, la fuerza de los rebotes volvía a hacer acto de presencia en la renta variable de una forma generalizada. Se redujo la presión sobre la prima de riesgo italiana y española y los aires compradores volvieron a permitir avances en los precios que además tuvieron el refuerzo del comportamiento del dólar, que se depreciaba de nuevo frente al euro sin haber perdido tampoco sus niveles de soporte. Los índices de mayor fortaleza relativa ahora marcaron nuevos máximos anuales (DAX,€STOXX) y los siguientes se presentan a atacar primeras resistencias (S&P500, DJI, NASDAQ) para validar rebotes, en tanto que los débiles (IBEX) refuerzan soportes y están en condiciones de volver a buscar estas zonas de resistencia.

El dólar mantuvo el rebote desde la zona de los 1,2900 en las proximidades de la proyección de la directriz de avance que presenta desde los mínimos anuales, ajustada con los mínimos de noviembre. Está validando el intento de rebote atacando la zona de los 1,3000, donde se inicia el rango de resistencia.

El soporte se mantiene en el apoyo de la directriz y la zona de los 1,2800, aunque en el corto plazo los 1,2900 también se han reforzado. La media móvil de 200 sesiones refuerza también esta zona extendida hasta los 1,2780. Por debajo, los mínimos de noviembre son el siguiente soporte en los 1,2650, que marcarían fortaleza para el dólar y la búsqueda de los 1,2400 antes de pensar en nuevos ataques a los mínimos anuales de los 1,2050-1,2000.

La zona de resistencia se mantiene en el rango de los 1,3050-1,3150, extendido luego hasta los 1,3200 para dar mayores opciones a los avances. El objetivo posterior en la zona de los 1,3400-1,3500, que sería de volver a la correlación positiva para la renta variable.

El Dow Jones cerró con un nuevo avance del 0,60%, marcando un cierre en los 13.248,44 puntos. Esta vez subió menos que los otros índices, que se anotaron más con la recuperación de los tecnológicos. Sigue su consolidación por encima de la media móvil de 200 sesiones y de los 13.000 puntos y busca la superación de la zona de resistencia de los 13.3000 puntos, que puede darle mayores opciones de avance hasta los máximos anuales.

La zona de resistencia clave a medio plazo para ir más allá del rally de Navidad sigue en los máximos sobre los 13.700 puntos, a romper con volumen para que pueda validarse la ruptura de una forma consistente y propiciar las opciones del cambio de escenario. Después se deben buscar las proyecciones de los 13.800-14.000 puntos. De superarse estos niveles, el siguiente objetivo ya se sitúa sobre los 14.400 puntos. La opción de este escenario positivo se verá sensiblemente reducida si se pierde de forma consistente los 12.500 puntos y nos reafirmamos en la fase de corrección respetando el lateral.

La primera zona de soporte está en los 12.800 puntos, después del nivel de pivote sobre los 13.000 puntos, que también puede actuar como tal apoyado con la media móvil de 200 sesiones. Por debajo, la referencia de soporte que tenemos en los 12.500 puntos marca el límite al sesgo negativo dentro del lateral amplio en el que quedaríamos como escenario de producirse dicha pérdida. Por debajo de este nivel, nos quedamos con sesgo negativo para buscar la zona de mínimos anuales en las proximidades de los 12.000 puntos. A partir de ahí, el escenario volvería a complicarse con opciones de pasar a negativo si se ataca la zona de los 11.700-11.500 puntos. Aunque sigue teniendo bajas opciones, este escenario seguimos sin poderlo descartar hasta que no se marquen de forma clara nuevos máximos anuales. 

El Ibex 35 volvió a ser el de mejor comportamiento relativo al compas de la rebaja de tensiones de la prima y cerrando otra vez en los altos del día. Acabó subiendo un 1,49%, cerrando en los 7.920,20 puntos, manteniendo soportes y recuperando el apoyo de la directriz de avance y colocándose otra vez en el nivel pivote dentro de la resistentica de los 7.900 puntos.

Ajustamos un nivel de soporte sobre los 7.700-7.650 puntos y el primer soporte importante se mantiene en el nivel de los 7.550-7.450 puntos, que está extendido con la zona la media móvil de 200 sesiones, que mantiene la pendiente negativa que se vuelve a aplanar y sigue por debajo de la banda baja de este soporte sobre los 7.370 puntos. Perder esta zona nos sesga el lateral a negativo. Para el escenario de medio plazo, se ha de mantener el soporte de los 7.200 puntos que respetaría la clavicular del patrón de doble suelo. Por debajo de los 7.000 puntos, nos colocamos con el sesgo negativo y dejando opciones de buscar la zona de los 6.500-6.450 puntos. Esta situación volvería a añadir presión sobre la zona de los mínimos anuales y quedaría anulado el objetivo del patrón de doble suelo. Estos mínimos en los 6.000 puntos es la zona que marca de nuevo la entrada en un escenario correctivo, que seguimos sin poder descartar en tanto que no logre romper con fuerza primero los 8.000 puntos y su extensión hasta los 8.250 puntos de entrada.

No hay cambios en la resistencia que sigue los 7.800-8.000 puntos y en tanto no supere los 8.000 puntos no da opción a mayores avances. Ahora, en esa zona es donde confluye la proyección de la directriz de los últimos máximos relevantes y además es necesaria la superación de la zona de los 8.250-8.300 puntos de los máximos del último avance para tener opciones de buscar mayores objetivos. Sólo si se rompe al alza esta zona se puede pensar en ir a buscar el objetivo de proyección definitivo del patrón de doble suelo aún vigente de los 8.450-8.600. Su posterior extensión a la búsqueda de los 8.800-9.000 puntos, daría opciones a un posible cambio de escenario a medio plazo.

publicidad
publicidad
publicidad