21 de Marzo, 21:33 pm

Finanzas.com

Recordar mis datos | ¿Olvidaste tu contraseña?

análisis técnico

Ibex: ante las puertas del cielo

Tras el contundente ataque el viernes pasado a las posiciones de opciones que vencían esa misma tarde en los 9.000 puntos, el selectivo español ha logrado no ceder ningún punto de los ganados y, aun tomándose para ello toda una semana, por fin ya estamos de nuevo, y van con esta cuatro veces, ante la vital resistencia de los 9.230 puntos.

El primer intento de ruptura fue ya hace más de tres meses. Entonces, el giro no fue muy dramático y dejó un nuevo mínimo creciente respecto al anterior para volver a intentarlo en diciembre de nuevo. El resultado entonces fue de un nuevo máximo en formato intradiario pero nunca en base cierres y lo peor vino luego. El giro fue brusco y no solo se llevó por delante el mínimo creciente anterior sino que, tras una breve reacción ante lo que eran hasta entonces los mínimos anuales de 2018, se fue a profundizarlos más.

Luego vino el rally de Reyes, tras la ausencia del esperado rally de Navidad. Eso nos llevó de nuevo ante la puerta del cielo pero tampoco se volvió a abrir. Sin embargo, el giro ante un tercer fracaso no fue como el anterior sino como el primer. El mercado se apoyó en soportes intermedios y media móvil de medio plazo para llegar al momento actual.

El cuarto intento de ruptura de los 9.230 puntos

Realmente hay que hablar de la zona en torno a los 9.250 puntos porque están los 9.230 puntos de noviembre, luego los 9.263 de diciembre, los 9.225 de enero y por ahora el mismo nivel en la sesión de ayer. Pero debemos ser consciente que la cercanía de la media móvil de largo plazo, ahora en los 9.304 puntos es resistencia dinámica y por lo tanto es otro filtro.

Así que siendo viernes, pase lo que pase habrá que esperar a ver un segundo cierre. Máxime cuando durante todo el proceso descrito de los intentos anteriores se ha estado haciendo una muy clara figura alcista, un Hombro Cabeza Hombro invertido.

Esta figura está muy clara y puede incitar a dar por hecho que va a romper y provocar un movimiento alcista de 1.000 puntos, pero realmente este escenario va a tener que confirmarse primero con la ruptura fehaciente y con dos sesiones consecutivas de la figura del HCHi, segundo con su testeo a la línea clavicular en su proceso de throw-back y tercero y último con nuevos máximos por encima del punto previo al inicio del throw-back. Luego solo quedará que vigilar si impera la continuidad de mínimos crecientes para poder recoger el regalo de los 1.000 puntos.

Todo muy bonito, pero está por confirmarse que se nos abran las puertas del cielo y eso estadísticamente hablando pasa pocas veces en el cuarto intento. Así que solo toca que esperar y ver si se van cumpliendo las pautas.

publicidad
publicidad